Repasan preparativos de elecciones generales en Libia

0
71

El jefe del Gobierno de Acuerdo Nacional (GAN), Fayez Al-Sarraj, y el presidente de la Alta Comisión Electoral, Emad Al-Sayeh, revisaron los preparativos de los comicios de diciembre venidero en Libia, destacó hoy la prensa local.

Los dos funcionarios revisaron detalles como el registro de votantes dentro y fuera del país, puntualizó The Libya Observer.

Además abordaron la logística y los recursos financieros disponibles, así como los mecanismos de cooperación entre la Comisión Electoral Nacional y las oficinas de Naciones Unidas y de la Unión Europea, las cuales brindarán su apoyo y experiencia, amplió el portal digital.

El GAN asignó un presupuesto millonario para las elecciones presidenciales y parlamentarias del 24 de diciembre, acordadas en las rondas del Foro de Diálogo Político Libio (LPDF).

Los habitantes de ese territorio del Magreb dan los primeros pasos para conformar el gobierno provisional hasta el día del escrutinio con la presentación de las candidaturas, proceso que concluirá el 28 de enero y seguirá con las votaciones en febrero.

Según la Misión de Apoyo de la ONU en Libia (Unsmil) un comité del LPDF verificará las nominaciones y compilará las listas definitivas de aspirantes, y posteriormente, del 1 al 5 de febrero, ocurrirá la votación en Suiza.

Los libios tienen ahora una oportunidad genuina de superar sus diferencias, seleccionar un ejecutivo temporal y reunificar sus instituciones como resultado de las tan esperadas elecciones que ocurrirán el 24 de diciembre, comentó la representante interina del secretario general de la Organización de Naciones Unidas (ONU), Stephanie Williams.

El titular de la ONU, António Guterres, aplaudió los avances logrados en el mencionado foro, además de otros gestos como el intercambio de detenidos entre las fuerzas rivales, la reanudación de los vuelos hasta todas las regiones de la nación, y de la producción y exportación de petróleo.

Después de una década de enfrentamientos, el Gobierno de Acuerdo Nacional, asentado en el occidente del territorio, y el Ejército Nacional Libio, radicado en el oriente, decidieron instaurar un cese el fuego definitivo para finalizar la confrontación y allanar el camino hacia un proceso político con la mirada en una gobernanza unificada.

Las conversaciones en Túnez (del 9 al 15 de noviembre del pasado año) posibilitaron definir la fecha de las elecciones presidenciales y parlamentarias, el rol del poder ejecutivo y del próximo Consejo Presidencial.

Los libios han vivido en un polvorín desde que el derrocamiento y asesinato de su líder histórico, Muammar Gaddafi (2011), derivara en una controversial dualidad de poderes, enfrentamientos entre grupos rivales y la proliferación de mafias que trafican con migrantes irregulares, entre otros flagelos, unido a la injerencia foránea.