Egipto supera las 10 mil infecciones por SARS-CoV-2, 544 fallecidos

0
193

Egipto superó hoy las 10 mil infecciones por el SARS-CoV-2 en tanto las muertes llegaron a 544, transcurridos casi tres meses del inicio del brote de Covid-19, informó el Ministerio de Salud.

Pese a las restricciones impuestas, expertos locales diagnosticaron hasta este martes 10 mil 93 casos de contagio, cifra que aunque resulta baja en comparación con la de otros países y con el total de la población nacional sí representa un salto inquietante.

El gigante árabe de 100 millones de habitantes logró mantener un ritmo lento de contaminación hasta comienzos de abril cuando contabilizaba a penas un millar de infectados, de entonces a la fecha reportó unos nueve mil más.

El gobierno descartó un confinamiento completo, pero instauró cuarentenas en las localidades de mayor riesgo, suspendió los vuelos internacionales, cerró colegios, iglesias, mezquitas, museos, sitios arqueológicos e instalaciones turísticas que preparan su posiblemente próxima reactivación bajo nuevas normas.

Desde hace más de un mes impera un toque de queda nocturno, y la nación sigue en estado de emergencia.

No obstante funcionarios adelantaron que el Ejecutivo planea iniciar un proceso de reapertura de la economía, sin embargo el asesor de salud -Mohamed Awad Tag El-Din- anticipó que también sopesa la implementación de medidas más estrictas como un confinamiento total ante una explosión de los casos.

A juicio de analistas Egipto está en un momento decisivo que puede marcar un giro favorable o negativo en dependencia de las disposiciones que adopten los decisores.

Con algunas semanas de ventaja en comparación con Europa, el gobierno asignó con prontitud recursos en función de preparar la red sanitara para enfrentar la pandemia y puso en práctica una serie de medidas las cuales consiguieron frenar la diseminación del virus en la primera etapa.

Preocupa actualmente el alza en los contaminados, entre ellos personal del sector de la salud como médicos, enfermeras y otros con tareas de apoyo, quienes han pedido la habilitación de hospitales especiales dedicados a brindar asistencia a los profesionales con Covid-19.

En días previos la titular de la cartera, Hala Zayed, llamó a mantener el distanciamiento social y alertó en torno a aglomeraciones en mercados en la antesala del Ramadán cuando los musulmanes -mayoría en el país- suelen comprar abundantes alimentos para romper el prolongado ayudo al atardecer.

Mientras algunos apuestan a la llegada de las sofocantes temperaturas típicas del verano egipcio, y a las frecuentes tormentas de arena para alejar el virus que provoca la letal neumonía, en ciertos sectores piden reabrir negocios y hoteles paulatinamente a fin de paliar los efectos económicos de la crisis sanitaria.

En tanto, voces del gremio médico consideran primordial un cierre completo de al menos dos semanas para aplanar la llamada curva de infección y evitar que la situación se salga de control.