Tensión política en Lesoto, facción abandona gobierno de coalición

0
810
LesotoTodos los ojos estarán sobre la Asamblea Nacional de Lesoto, después que una facción del partido Congreso Democrático (DC), del primer ministro Pakalitha Mosisili, anunció su retirada del gobierno de coalición.

El Legislativo debe reanudar este viernes sus sesiones en medio de las tensiones políticas, derivadas de esta escisión.

Durante una conferencia de prensa la víspera en esta capital, el vice líder del partido y diputado Monyane Moleleki pidió a todos los ministros a dimitir inmediatamente.

Esto sigue a tras meses de enfrentamientos públicos y la especulación generalizada de que Moleleki pactaría con la oposición.

Al menos 20 diputados del DC respaldan el movimiento de Moleleki, por lo que el gobierno de coalición quedará con solo 45 de los 120 escaños del Parlamento, convirtiéndose en minoría.

El grupo disidente afirma que la coalición liderada por Mosisili no ha logrado hasta ahora que prevalezca la ley, luchar contra la corrupción, crear empleos y hacer crecer la economía.

Según Moleleki, no tienen intención de llamar a un voto de no confianza contra el primer ministro y ocuparán los bancos en la Asamblea en solitario, o sea, ni con el gobierno ni la oposición, mientras se negocia un eventual gobierno de unidad nacional.

Este país del sur de África, geográficamente enclavado dentro de Sudáfrica, ha vivido un período de tensión política en los últimos dos años que comenzó a escalar cuando en junio de 2014, el entonces primer ministro Tom Thabane suspendió el Parlamento.

A esto le siguió en agosto un intento de golpe de Estado y luego, en junio de 2015, el asesinato del excomandante de las Fuerzas de Defensa Nacional, teniente general Maaparankoe Mahao.

Gracias a la mediación de la Comunidad para el Desarrollo de África Austral (SADC) se realizaron elecciones en febrero del pasado año, en las que Thabane perdió frente a Mosisili, quien tuvo que aliarse para poder conformar su gabinete.

La 36 Cumbre de la SADC, celebrada en Mbabane, Swazilandia, en agosto, abordó los esfuerzos regionales para ayudar al pueblo basotho a consolidar la paz y la estabilidad.