Hombres armados matan a un clérigo musulmán critico con la secta islamista Boko Haram

0
585

Adam AlbaniVarios hombres armados han asesinado a tiros al clérigo musulmán Adam Albani, crítico con la secta islamista Boko Haram, en la localidad Zaria, a cientos de kilómetros de la zona en la que las Fuerzas Armadas nigerianas están combatiendo contra los insurgentes, ha informado este lunes la Policía.

   Varios hombres armados han disparado contra el vehículo en el viajaba el jeque Albani este sábado, cuando se dirigía a su casa tras rezar en una mezquita, y han acabado con su vida y con la de su mujer y su hijo, ha informado el portavoz de la Policía, Aminu Lawan.

Los Gobiernos occidentales consideraban a algunos líderes religiosos destacados con el jeque Albani como fundamentales en la lucha contra Boko Haram y los grupos vinculados con Al Qaeda, en un país profundamente religioso con una población de 170 millones de personas.

El asesinato del jeque Albani en Zaria, que es la capital del estado de Kaduna, situado en la zona centro-norte del país, podría disuadir a los líderes religiosos que se atrevían a condenar en público las prácticas de Boko Haram, que recluta a la mayor parte de sus milicianos en el norte de Nigeria, donde hay millones de jóvenes sin educación.

El presidente del país, Goodluck Jonathan, está luchando para poner fin a la insurgencia que protagoniza desde hace más de cuatro años Boko Haram. Una amplia operación militar iniciada en mayo de 2013 ha hecho que la violencia se concentre en la zona noreste del país, donde la secta islamista tiene su origen y sus bases de apoyo popular.

La secta islamista Boko Haram ha matado a miles de personas en su intento por imponer un estado islámico en un país dividido a partes iguales entre cristianos y musulmanes. Boko Haram, que ha sido designada como grupo terrorista por Estados Unidos, está considerada como la mayor amenaza a la seguridad en Nigeria.

La semana pasada, más de un centenar de personas murieron en dos atentados registrados en el noreste de Nigeria, una de ellas un ataque contra una iglesia durante la celebración de un oficio religioso.