Votaciones especiales en Sudáfrica previas a fecha electoral

0
131

El proceso de elecciones generales comenzó en Sudáfrica con las llamadas votaciones especiales, que permitirán la participación de aquellos empadronados imposibilitados de acudir a las urnas el miércoles próximo.

Con ese objetivo, la Comisión Nacional Electoral estableció lunes y martes como fechas que faciliten la participación de personas que no podrán ejercer el voto el 8 de mayo.

Reportes desde la provincia de KwaZulu Natal (KZN) señalan que la policía tomó medidas especiales en la municipalidad de eThekwini con una amplia movilización de sus fuerzas, incluidos vehículos blindados, para evitar que se repitan protestas violentas como las ocurridas la semana pasada entre trabajadores municipales y las fuerzas del orden.

E Thekwini es uno de los 11 distritos de KZN, con más de 3,4 millones de habitantes, y fue escenario de recientes enfrentamientos de empleados de la municipalidad con la policía durante reclamos de mejores salarios y de explicaciones acerca del proceso de promociones, que favorece solamente a veteranos de la guerra de liberación.

Esas manifestaciones llevaron a esa provincia al ministro de Policía, Bheki Cele, para organizar las fuerzas de ese cuerpo ante eventuales hechos violentos durante las elecciones y el dispositivo de hoy es considerado por especialistas como una prueba para confirmar si las medidas adoptadas son suficientes en caso de protestas.

Entretanto la prensa comenta hoy los actos finales del fin de semana de las campañas electorales de los principales partidos políticos; el Congreso Nacional Africano (ANC), Alianza Democrática (AD) y Luchadores por la Independencia Económica (EFF).

En unos comicios en los que participan 48 partidos políticos, analistas locales alertan que muchas de estas agrupaciones de menor importancia están determinadas a conseguir más votos en detrimento de las agrupaciones más poderosas.

Al respecto comentan declaraciones de líderes del partido nacionalista zulú Inkatha Freedom Party (IFP), quienes aspiran a recuperar el gobierno de KZN, que perdieron en 2004 a manos del Congreso Nacional Africano. Con apenas 10 escaños en el parlamento nacional, voceros del IFP confían en su trabajo de proselitismo en comunidades de base, mientras su líder, el príncipe Mangosuthu Buthelezi, exhorta a los electores a ‘imaginar lo que su voto puede lograr’.

Otros partidos pequeños como la Organización del Pueblo Azania, la Convención Popular Africana y el Demócrata Cristiano Africano también mostraron confianza en que lograrán mayor respaldo en estos comicios debido al negativo impacto en la población sudafricana de la crisis económica reflejada en pobreza, desempleo y desigualdad.

Como parte de sus campañas, esas organizaciones prometen nuevos puestos laborales, mejores servicios de educación y salud pública, y otras que aparecen como prioridades en el manifiesto del gobernante ANC.