Sy Mamabolo alerta sobre violaciones del proceso de votación

0
106

El presidente de la Comisión Electoral de Sudáfrica, Sy Mamabolo, alertó que quienes traten de violar las regulaciones del proceso de votación pueden ser penados con la cárcel.

En declaraciones a la prensa, Mamabolo dijo que está prohibido tratar de borrar la tinta invisible conque son marcados quienes ya ejercieron su derecho al voto y precisó que la legislación prevé hasta 10 años de presidio para quienes lo hagan.

También aclaró que es delito tomar fotos de boletas marcadas, lo cual viola el voto secreto y que los infractores pueden ser multados e incluso encarcelados por término de un año.

Durante su encuentro con los medios, el funcionario puntualizó que el uso de tinta invisible es uno de los chequeos de seguridad destinado a salvaguardar el proceso electoral y tratar de suprimirlo es condenado.

Agradeció una vez más la participación masiva de la población en las elecciones generales, que comenzaron a las 07:00 hora local y terminarán a las 21:00, aunque dijo que en los lugares donde haya público serán extendidas hasta que sea necesario.

El conteo comenzará a partir del cierre de los colegios electorales.

Las primeras elecciones democráticas en Sudáfrica, después del fin del apartheid, tuvieron lugar en 1994 y eligieron como presidente al legendario luchador Nelson Mandela.

Las siguientes ocurrieron en 1999 y 2004 con la elección de Thabo Mbeki como jefe de Estado y Gobierno, aunque no pudo concluir su segundo mandato debido a que el gobernante Congreso Nacional Africano (ANC) pidió su renuncia y fue sustituido hasta el fin de su período por Kgalema Motlanthe.

En los comicios de 2009 y 2014 salió victorioso Jacob Zuma, que tampoco pudo cumplir su segundo mandato y fue forzado a abandonar el cargo acusado de alegada complicidad con actos de corrupción.

Zuma fue sustituido en febrero de 2018 por el entonces recién electo presidente del ANC, Ramaphosa, quien es la figura que respalda esa veterana organización para mantenerse como jefe de Estado y Gobierno.

El líder sudafricano considera que estos comicios constituyen un nuevo comienzo para Sudáfrica.