Situación en Sudán impacta todo el área del Darfur, dicen en ONU

0
176

El jefe de la operación híbrida de la Unión Africana y la ONU en Darfur (Unamid), Jeremiah Mamabolo, señaló que los recientes sucesos en Sudán impactan también todo el área del Darfur.

Tras la dimisión del presidente sudanés Omar al Bashir, se reportan incidentes violentos en los campamentos de desplazados internos en Darfur, lo cual muestra la fragilidad de la situación de seguridad en toda la zona, informó al Consejo de Seguridad por medio de videoconferencia.

Esperamos que esto no afecte los planes previstos para la progresiva retirada de la Unamid, observó.

Mamabolo indicó que el Consejo de Seguridad debería apelar a las nuevas autoridades en Sudán para que adopten un enfoque amplio, que represente a todos los intereses de la población y reduzca las tensiones.

Darfur no es ni puede ser inmune a lo que ocurre a nivel nacional en Sudán, después de la retirada de al Bashir se instauró una autoridad de transición militar que anunció una permanencia de dos años antes de traspasar el poder a los civiles y ya ha sustituido a varios ministros, detalló.

Pero continúan las protestas y las fuerzas armadas de Sudán reajustaron sus actividades para concentrarse en las zonas urbanas debido a las manifestaciones, agregó.

A juicio de Mamabolo, pese a tal escenario, la Unamid pude reconfigurarse y seguir con su plan de retirada: este es un objetivo en el cual estamos bien encaminados.

Los asociados humanitarios siguen centrados en asistir a los grupos más vulnerables, como los desplazados internos, pero enfrentan problemas con el acceso por motivos de seguridad, subrayó.

Esto impide a la Unamid verificar escenarios de enfrentamientos activos en algunos lugares del Darfur, añadió, en tanto se mantiene alerta.

Por su parte, la secretaria general adjunta de Asuntos Humanitarios de la ONU, Ursula Mueller, manifestó preocupación por la seguridad de los civiles.

En la zona existe un aumento de la inflación, la escasez, sube el precio de los alimentos y las medicinas, hay 5,8 millones de personas que padecen de inseguridad alimentaria, y se reportan menores tasas de escolarización, advirtió.

Millones de personas están desplazadas debido al conflicto y muchas sufren por la falta de acceso al agua potable, continuó Mueller.

Aunque las agencias humanitarias de ONU priorizan también la ayuda alimentaria, recalcó, urge un acceso sostenido para esas operaciones, sobre todo, en este momento crítico es necesario garantizar asistencia al pueblo de Sudán y de la zona del Darfur.

Los medios de prensa indican que el proceso paz de Darfur se estancó nuevamente en el contexto de los acontecimientos recientes en Sudán.

Anteriormente, el Consejo de Seguridad había debatido sobre la reducción de fuerzas de la Unamid -cuyo mandato termina el 30 de junio próximo- y hasta la fecha, esa aspiración se mantiene.

Darfur es una zona situada en el Sudán occidental que limita con la República Centroafricana, Chad, Sudán del Sur y Libia.

El establecimiento de la Unamid fue aprobado por el Consejo de Seguridad en julio de 2007 con el fin de estabilizar el área, y su mandato entró en vigor en enero de 2008.