Investigan en Alemania a policías vinculados a extrema derecha

0
286

Fiscales alemanes investigan a cinco agentes policiales en Frankfurt, de ellos una mujer, sospechosos de intercambiar en un grupo de chat mensajes de extrema derecha con fuerte contenido racista, divulgaron hoy medios locales.

De acuerdo con un informe de la justicia germana, los agentes implicados en ese hecho presuntamente enviaron también un mensaje a la abogada Seda Basay-Yildiz, en el que amenazaban con matar a su hija de dos años.

Mediante el texto firmado por la organización de corte neonazi NSU 2.0, la jurista fue conminada también a abandonar el país.

Con anterioridad, Basay-Yildiz representó ante un tribunal a la familia de una de las 10 personas asesinadas, entre ellas nueve inmigrantes, por la mencionada agrupación extremista en los años del 2000 al 2007.

Las autoridades germanas vinculan a los cinco agentes a las amenazas contra la jurista pues en requisas practicadas en sus residencias encontraron en una computadora datos personales de ella.

Esos policías presuntamente implicados en grupos neonazis fueron suspendidos de sus puestos laborales hasta tanto se conozcan los resultados de una investigación por la oficina criminal del estado de Hesse, en el centro oeste alemán, precisaron las fuentes.

En diversas regiones alemanas, entre ellas Chemnitz (este), en los últimos tiempos las autoridades admitieron el resurgimiento de grupos ultraderechistas, que criminalizan a los inmigrantes y defienden la violencia.