Cuba y África, la fuerza de las raíces

0
198

Cuba tiene sus raíces en África y esa es tal vez la razón por la cual existe hoy esa empatía entre pueblos, traducida en lazos de amistad y cooperación que se fortalecen.

La vicepresidenta de los Consejos de Estado y de Ministros de Cuba Inés María Chapman concluyó su gira de trabajo por tres naciones del continente: Sudáfrica, Lesotho y Kenya, y esa es la experiencia que deja, al menos así lo observa Prensa Latina.

Común en los 10 días de recorrido, fue la calidez de los recibimientos; las reuniones al más alto nivel, incluidos los presidentes Cyril Ramaphosa, de Sudáfrica, y el keniano, Uhuru Kenyatta; así como con el primer ministro de Lestotho, Thomas Thabane.

La también diputada de la Asamblea Nacional del Poder Popular (parlamento) sostuvo encuentros con la presidenta del Legislativo sudafricano, Baleka Mbete, y con el del vecino Lesotho, Sephiri Montanyane.

A su vez, se reunió con líderes políticos como Blade Nzimande, secretario general del Partido Comunista de Sudáfrica, organización que es parte de la triple alianza de gobierno en la nación austral.

Igualmente dialogó con graduados en Cuba y con colaboradores de la isla en los países visitados.

Ellos son parte de los más de cinco mil cooperantes que prestan sus servicios en este continente en sectores como la salud, educación, construcción, deporte y agricultura.

Justo, en temas de cooperación, coincidieron las partes en la posibilidad de ampliar y diversificar las áreas de colaboración como la biotecnología. También se solicitó incrementar el número de médicos.

La escala de Inés María Chapman en Sudáfrica tuvo el ingrediente de su participación en la Conferencia de Solidaridad de la Cumbre de Desarrollo de África Austral con el Sahara Occidental.

Al alzar su voz en nombre de Cuba, dijo que el pueblo saharaui es el único que, de manera soberana, puede decidir su futuro, libremente, sin presiones ni condicionamientos de alguna clase.

Otro aspecto que sobresalió en esta gira fueron los constantes elogios a la labor que desempeñan los médicos cubanos, quienes se han ganado el respeto y admiración en sus comunidades.

En previa entrevista a esta agencia de noticias, la vicemandataria resaltó la ‘buena opinión del trabajo de los colaboradores, pues ha permitido fortalecer el sistema de salud en esos países a partir de la preparación de nuevos médicos y especialistas’.

Al propio tiempo, en estos países se reiteraron las expresiones de respaldo a la lucha de Cuba contra el bloqueo, impuesto por sucesivos gobiernos de Estados Unidos a lo largo de casi seis décadas.

Tales manifestaciones ocurrieron desde el reconocimiento a la firmeza, integridad y dignidad mantenida por la nación antillana frente a esa hostil política de Washington.

El recorrido de Inés María Chapman se produjo en los días de las conmemoraciones del aniversario 31 de la victoria en la batalla de Cuito Cuanavale (Angola, 23 de marzo de 1988).

Un combate que cambió el curso de la lucha contra el régimen de segregación racial (apartheid) y tuvo una decisiva presencia de combatientes internacionalistas cubanos.

Por lo tanto, hubo innumerables muestras de gratitud hacia el papel desempeñado por el pequeño país del Caribe en la liberación en esta parte del mundo.

África está presente en todas las páginas de amor, respeto, solidaridad y heroísmo del pueblo cubano, afirmó en Sudáfrica la vicepresidenta en un combativo acto organizado por amigos en Sudáfrica.

Allí recordó los lazos indisolubles nacidos entre Cuba y África al fragor de las luchas por la independencia y la dignidad. Nexos cuyo principal impulsor y defensor fue ‘el líder histórico, Comandante en Jefe Fidel Castro’, recalcó.

Más de dos mil combatientes internacionalistas cubanos entregaron sus vidas por la liberación del continente africano.

‘Creo que este sido también un reencuentro con la historia – dijo Chapman-, un reencuentro con la historia con los inicios de la nacionalidad cubana, porque venimos, somos descendientes de África’.

La delegación que acompañó a la dirigente cubana la integraron Armando Vergara, subdirector general de Asuntos Bilaterales del Ministerio de Relaciones Exteriores de Cuba y los embajadores de La Habana en los países visitados.

Al cierre de este recorrido -y revisando las notas- hay una idea que anticipó la vicepresidenta y que bien puede servir de resumen.

La visita de los últimos días ha sido ‘una evidencia clara, diáfana -subrayó- de cuánto nos queremos y cuánta hermandad existe entre Cuba y los pueblos de África’.