Vicepresidente Ramaphosa propone nuevo trato para Sudáfrica

0
775
El vicepresidente Cyril Ramaphosa propuso un nuevo plan de acción para acelerar la transformación económica radical de Sudáfrica, con participación del Gobierno, el sector empresarial y todos los sudafricanos.

En una conferencia impartida anoche en Soweto, Johannesburgo, el político que aspira a la presidencia del Congreso Nacional Africano (ANC) expresó la necesidad de frenar a quienes tienen intereses encaminados a conseguir un gobierno inefectivo y mal administrado.

También denunció que esos individuos, a los que no identificó, tratan de realizar acuerdos en secreto, concentrar el control económico y desarrollar prácticas de trabajo injustas.

Señaló que cuando el gobierno democrático tomó el poder (1994) del régimen del apartheid heredó una economía destrozada con muchos fallos estructurales.

La pobreza, el desempleo y la inequidad continúan como características que definen a nuestra sociedad y la cara de esos problemas es negra, aseveró.

Recordó que el sistema de segregación racial despojó a la población negra de sus bienes y que las tierras de sus antepasados fueron robadas.

Por otra parte, Ramaphosa exhortó a rechazar sin compromisos la corrupción, el patrocinio, el amiguismo y el derroche, y dijo que la situación actual del país se debe a un ‘débil liderazgo’.

A juicio de Ramaphosa es necesario reconocer que la habilidad para solucionar los desafíos actuales de Sudáfrica ha sido minada en los últimos 10 años -durante los cuales él ha ocupado la vicepresidencia del país- por el fracaso de sus líderes y prioridades equivocadas.

En esta conferencia en Soweto, parte de la campaña política de Ramaphosa para alcanzar la presidencia del ANC en diciembre próximo y de Sudáfrica en 2019, el Vicepresidente exhortó a los integrantes del partido gobernante que escogen por estos días sus candidatos en las bases a favorecer ‘líderes que no sean arrogantes, que sirvan al pueblo’.

Agregó que la nueva dirigencia del ANC, que será definida durante la Conferencia Nacional del 16 al 20 de diciembre en Johannesburgo, deberá movilizar a todos los sudafricanos detrás de un programa con prioridades claras y ambiciosas, que sean alcanzables dentro de un marco de tiempo.

Insistió en que su proyecto para unir al Gobierno, empresariado, trabajadores y sociedad civil en un conjunto efectivo permitirá construir una sociedad justa y próspera, una sociedad establecida para brindar oportunidades a todos.

Opinó que la meta de crecimiento del Producto Interno Bruto en 2018 debería ser del tres por ciento y del cinco por ciento para 2023.

El Vicepresidente también se refirió a acabar con la corrupción y la injerencia de empresas privadas en asuntos del Estado y dijo que no será posible crecer, transformar y desarrollar al país mientras las instituciones públicas continúen siendo utilizadas para beneficiar a unos pocos criminales y las arcas del Estado sean saqueadas.

Entre las prioridades de Ramaphosa figuran: creación de puestos de trabajo, recuperación económica, rehabilitación de tierras, distribución de riquezas y mejoramiento de la calidad y el acceso a una buena educación.

El actual Vicepresidente encabeza junto a la veterana exministra y expresidenta de la Unión Africana Nkozosana Dlamini Zuma la carrera por la jefatura del ANC que ahora ocupa el presidente Jacob Zuma, cuyo segundo mandato de cinco años al frente de la organización expirará en diciembre.

Su responsabilidad como Presidente de Sudáfrica terminará en 2019 con la celebración de elecciones generales.