Tanzania amenaza con disolver un consejo municipal

0
55

El Gobierno de Tanzania ha amenazado este lunes con disolver un consejo municipal encabezado por un partido de la oposición si continúa desafiando a las autoridades y mantiene sus vínculos con la Alianza para el Gobierno Abierto (OGP), una iniciativa internacional que impulsa la formación de gobiernos más abiertos y transparentes.

Tanzania se unió a la OGP cuando fue creada en 2011, pero se retiró el pasado mes de julio, con el argumento de que quería concentrar su participación en el Mecanismo Africano de Evaluación Inter Pares (APRM, por sus siglas en inglés), una iniciativa similar desarrollada para los gobiernos africanos.

“Un consejo municipal no puede negarse a cumplir con una decisión tomada por el Gobierno central”, ha dicho en el Parlamento el ministro de Gobernabilidad de Tanzania, George Mkuchika, quien ha añadido que si el consistorio mantiene la relación con la OGP, como está haciendo “hasta ahora”, el Ejecutivo adoptará “medidas duras”, “entre las que están incluidas la disolución del Consejo”. “No nos obliguéis a llegar hasta ahí”, ha dicho Mkuchika.

El Consejo Municipal de Kigoma Ujiji, una ciudad situada en el noroeste de Tanzania y gestionada por el partido opositor ACT-Wazalendo, se ha comprometido a permanecer en la OGP. Sin embargo, el Gobierno central ha advertido al líder del partido, Zitto Kabwe, que su formación podría perder esta alcaldía si no se retira inmediatamente de la OGP.

El líder de ACT-Wazalendo ha criticado la amenaza del Gobierno y ha dicho que va contra la Carta Magna. “Obligarnos a la retirada es inconstitucional porque el Ejecutivo central está interfiriendo en las decisiones del Gobierno local”, ha dicho Kabwe en un comunicado.

La OGP es una plataforma internacional para fomentar el trabajo de los gobiernos comprometidos con la rendición de cuentas para que sean más abiertos y mejoren su capacidad de respuesta hacia sus ciudadanos. En concreto, sus objetivos son la promoción de la transparencia, el empoderamiento de la ciudadanía, la lucha contra la corrupción y el desarrollo de las nuevas tecnologías para fortalecer la gobernabilidad.

Desde su creación, la OGP ha pasado de ocho países participantes hasta contar con los 75 que la forman actualmente. En todos esos países, gobierno y sociedad civil trabajan juntos para desarrollar e implementar reformas ambiciosas en torno al gobierno abierto.

El presidente de Tanzania, John Magufuli, ha sido acusado por diversos grupos de Derechos Humanos de estar socavando la actividad de la oposición. Magufuli, por su parte, ha negado las acusaciones y ha asegurado que su Gobierno respeta la democracia. Por otra parte, el presidente ha sido elogiado por parte de algunos países occidentales por reducir la corrupción y el derroche del gasto gubernamental desde que asumió su cargo en noviembre de 2015.