Nuevo gabinete de Zimbabwe es pragmático, opinan juristas en Harare

0
277
El diario The Herald de Zimbabwe publicó una serie de opiniones de juristas acerca del nuevo gabinete anunciado por el presidente Emmerson Mnangagwa, que consideraron práctico y pragmático, pese a emociones subjetivas y puntos de vista contrarios.

Según el matutino, que cita a expertos legales y analistas, el nombramiento el jueves pasado de los 22 ministros, seis viceministros y 10 ministros de estado para Asuntos de las Provincias es un híbrido de políticos experimentados y de la nueva generación.

Para el abogado defensor Webster Chinamhora, el nuevo equipo asistirá al Presidente a conseguir su visión y dijo sentirse alentado por los movimientos de Mnangagwa de utilizar políticos veteranos y representantes de generaciones más jóvenes, aunque lamentó la poca presencia femenina en el gabinete.

También comentó que sería malicioso llamar al nuevo gabinete como ‘un gabinete militar’ porque solo incluyó a dos representantes de las Fuerzas Armadas.

La presencia de dos generales en un contexto esencialmente civil no puede remotamente calificarse de esa forma, subrayó el jurista.

Otro abogado, Gerald Mlotshwa, reconoció el pragmatismo del nuevo Consejo de Ministros, pese a los comentarios que han aparecido en los medios sociales, y señaló que es común en cualquier parte del mundo que personas con antecedentes militares ocupen puestos políticos o formen parte del ejecutivo.

Agregó que generaciones jóvenes que alegan la existencia de ‘inútiles y viejos’ en el gabinete y por extensión en el parlamento debían unirse a la política y presentarse como candidatos para el órgano legislativo.

Estofacilitaría contar en el futuro con jóvenes -calificados y experimentados- entre los cuales el Presidente podrá considerarlos para ocupar posiciones en el ejecutivo, subrayó.

Para otro legislador, Tapson Dzvetero, el presidente Mnangagwa tiene que nombrar a personas en las que confía que podrán llevar a la práctica sus políticas y misiones. Dijo que es importante concentrarse en las medidas que adopte el mandatario, en vez de enfocarse en su equipo.

El abogado Valentine Chinhema, de Harare, expresó por su parte que favorece la elección de un militar como nuevo ministro de Relaciones Exteriores, ya que ‘los anteriores titulares de esa cartera aparentemente estaban más interesados en mostrar su lealtad al presidente y no a la nación’.

Coincidió en que como nuevo jefe ejecutivo, Mnangagwa tiene la prerrogativa de reunir un equipo en el que confía para cambiar el rumbo del país.