Los manifestantes organizan una sentada frente a la residencia de Mugabe

0
135

Algunas de las miles de personas que marchan hoy por las calles de la capital de Zimbabue, Harare, para pedir la renuncia del presidente, Robert Mugabe, ya han llegado al complejo residencial donde vive el mandatario, y han comenzado una sentada bajo la vigilancia de los militares, atendiendo las peticiones del influyente secretario general para los veteranos de guerra, Victor Matemadanda.

“Vamos a enviar en persona el mensaje de que el abuelo Mugabe y su tipista-barra-esposa (sic) deben irse a su casa”, ha declarado Matemadanda.

Conforme se dirigía a la multitud, los manifestantes comenzaron a abandonar el tronco de la marcha para dirigirse a la lujosa residencia presidencial del “tejado azul”, como es conocida coloquialmente, según ha informado la televisión sudafricana News24.

La situación en la capital, Harare, es tranquila, aunque las calles cercanas a las instituciones estatales están bloqueadas y en la ciudad circulan patrullas militares, están desplegados blindados.

El presidente, por su parte, sigue sin tener la más mínima intención de dimitir del cargo a pesar de la presión en su contra, según han constatado fuentes oficiales y próximas a las negociaciones entre Mugabe y el Ejército, actualmente al frente del país, a la cadena CNN.