Lesotho camino hacia un nuevo gobierno

0
404

elecciones-lesothoEl Rey de Lesotho, Letsie III, convocó a una reunión del Parlamento (Asamblea Nacional) el próximo martes para comenzar el proceso de instalación del nuevo gobierno, tras los comicios efectuados hace hoy una semana.

La autoridad legislativa elegirá a su presidente y al primer ministro, quien será juramentado oficialmente en una fecha que se anunciará.

A Letsie III se le informó el resultado de la consulta en las urnas y el partido que puede formar gobierno de coalición.

Durante esa primera sesión parlamentaria se mostrarán los números para el ex primer ministro Pakalitha Mosisili, ahora otra vez al poder, así como los de su primer ministro.

Las elecciones de Lesotho, pequeño reino montañoso rodeado íntegramente por Sudáfrica, ocurrieron en un intento por devolver la estabilidad al país.

En junio del año anterior el primer ministro saliente Tom Thabane suspendió el Parlamento para evitar una moción de censura y luego fue frustrado un golpe de Estado el 30 de agosto.

La Comunidad de Desarrollo de África Austral (SADC), tomó de inmediato cartas en el asunto y sirvió como mediador de las elecciones, finalmente celebradas el 28 de febrero.

Algunos analistas no han perdido el temor de que exista aquí un rebrote de intestabilidad.

Por su parte, la SADC se mantendrá en Lesotho hasta que se anuncie el gabinete, lo que por mandato constitucional debe suceder en 14 días.

El vicepresidente de Sudáfrica, Cyril Ramaphosa, facilitador por el mecanismo regional para resolver la crisis en esta nación, instó a instalar un nuevo gobierno sin demora.

«La democracia ha hablado. Ahora le toca a los líderes de los partidos para formar un gobierno inclusivo», precisó Ramaphosa, en conferencia de presa desde esta capital.

Las elecciones de Lesotho no arrojaron un ganador absoluto. Ese era uno de los escenarios más probables que se evaluaban.

Así lo confirmó el martes el ente electoral cuando divulgó los cómputos: «no hay un ganador claro», dijo y subrayó que el país sería gobernado por una coalición.

Durante los recientes comicios entraron en disputa 80 distritos electorales, que traducido son 80 de las 120 bancas del Parlamento, pues las otras 40 se distribyen de manera proporcional.

El partido All Basotho Convention (ABC) de Thabane ganó 40, mientras que el Democratic Congress (DC), de Mosisili obtuvo 37. Mirándolo de esta forma el actual premier era el vencedor.

Sin embargo, cuando se realizó la distribución proporcional el DC se agenció 47 asientos y el ABC, 46, porque el primero logró una cantidad mayor de votos en las urnas.

Entretanto, los otros dos partidos de más fuerza, el Lesotho Congress for Democracy (LCD), del saliente viceprimer ministro, Mothetjoa Metsing, alcanzó 12 puestos, y el Basotho National Party (BNP), de Thesele Maseribane, siete.

DC-LCD firmaron un acuerdo de alianza con otros partidos pequeños. La nueva coalición debe al menos contar para su futuro gobierno con 61 butacas en la Asamblea Nacional.

Mil 116 candidatos y 24 partidos trataron de captar el sufragio entre los más de un millón 200 mil votantes registrados.

Al tiempo que decenas de observadores de la SADC y otras organizaciones como la Unión Africana y la Mancomunidad de Naciones se desplegaban aquí para fiscalizar el acontecimiento electoral.

Con una extensión territorial de 30 mil 355 kilómetros cuadrados sin salida al mar, Lesotho es uno de los países más pobres del mundo.

Según datos de organismos internacionales de sus poco más de dos millones 200 mil habitantes, la mayoría vive en la penuria.

Y aparte de las exportaciones textiles, un monto por ingresos aduaneros y remesas, lo otro les reporta es su condición como abastecedor de agua para Sudáfrica, uno de los motores económicos del continente.