Visita el papa Francisco a Egipto con mensaje de paz

0
640
Con un mensaje de paz y tolerancia, el papa Francisco arriba hoy a Egipto, donde se reunirá con la máxima autoridad mundial del Islam sunita, entre otros dignatarios religiosos y políticos.

‘… Visitaré (…) la cuna de la civilización, el don del Nilo (…), la tierra donde vivieron los Patriarcas y los Profetas, y donde Dios, Benevolente y Misericordioso, el Todopoderoso y Único Dios, hizo oír su voz’, declaró el Papa, enfatizando con términos muy empleados en el Islam la raíz común entre ese credo y el Cristianismo.

La estancia de dos jornadas del Obispo de Roma en El Cairo se produce pocos días después de varios atentados realizados por el Estado Islámico en el país norafricano contra la minoría cristiana copta (un 10 por ciento de la población egipcia).

‘Deseo que esta visita sea un abrazo de consolación y estímulo a todos los cristianos del Medio Oriente’, agregó días antes del viaje.

El viaje fue hecho coincidir con la realización en la capital egipcia de la Conferencia Internacional de Paz de Al Azhar (principal centro de estudios islámicos sunitas) con el propósito de enfatizar en la necesidad del diálogo interreligioso en pos de la paz.

Tras un previsto encuentro con el presidente de Egipto, Abdel Fattah El Sisi, Francisco intervendrá hoy en la Conferencia de Al Azhar, evento que ya es considerado como uno de los máximos encuentros de toda la historia entre autoridades del Cristianismo y el Islam (entre otros credos).

En ese contexto, previo a su alocución, está previsto un encuentro del Papa con el Gran Imán de Al Azhar, Ahmed El Tayeb.

También hoy sostendrá una reunión con el papa (cristiano ortodoxo) copto, Tawadros II, en la capitalina catedral de Abasiya.

En la Conferencia de Al Azhar Francisco coincidirá además con el Patriarca Ecuménico de Constantinopla, Bartolomé, con quien, según ha trascendido, de momento no está previsto un encuentro particular.

Mañana sábado Francisco oficiará una misa para la comunidad católica local en el Estadio del Ejército del Aire egipcio, a donde el evento fue trasladado por ofrecer ‘mayores garantías de seguridad’, según declaró Emmanuel Bishay, obispo de Luxor y presidente del comité organizador de la visita de Francisco a Egipto.

A pesar de la importancia de la visita y del revuelo mediático en torno a ella, hoy El Cairo mantiene su ritmo de vida habitual, sólo marcado por muy incrementadas medidas de seguridad y la indiferencia manifiesta de la mayoría de la población respecto a la estancia del Papa en Egipto.