A Venezuela no la doblega nadie…Somos antimperialista de nacimiento

0
423

Por Jesus Chucho García

Mantener nuestra soberanía durante estos diez y ocho años del proceso bolivariano no ha sido fácil. En América Latina y el Caribe, después de Cuba, hemos batido el record de sostenibilidad independentista y antiimperialista, aun con todas nuestras fallas.

Nos hemos negado a ser el patio trasero de Estados Unidos o pieza de ajedrez del sector ultraderechista de la Unión Europea.

Nos atrevimos, bajo el liderazgo del presidente Chávez, cambiar la geometría del poder en nuestra América, incluyendo al pueblo de los Estados Unidos mostrándole nuestra solidaridad a más de dos  millones de personas empobrecidas en ese país con nuestra política de darle calor en tiempos de invierno a través de la compañía mixta CITGO.

La soberanía tiene un costo político muy alto así lo demostró el Haiti en el siglo XVIII, cuando se atrevió a ser la primera Republica de la diáspora africana al lograr su independencia frente al imperialismo francés y Estadounidense, y después lo bloquearon. Lo mismo haría, Bolívar siguiendo el ejemplo haitiano y también sufrimos bloqueo de Europa y Estados Unidos. Luego también nos bloquearon en 1902 con el gobierno del presidente Cipriano Castro, y ya sabemos la historia de Cuba con mas de medio siglo de bloqueo y ahí esta  con su frente en alto a 90 millas del imperio.

La historia de cualquier país de nuestra América que se haya atrevido a luchar por  su autonomía de verdad, sin bases militares en sus territorios, sin obedecer a los mandatos del gran garrote ni los caprichos del pentágono o de la cúpula fascista disfrazado de demócratas en Europa, han corrido el riesgo y lo seguimos corriendo de ser blanco perfecto de bloqueos, manipulación mediática, aislamiento de los organismo internacionales, guerras asimétricas, operaciones encubiertas de la CIA, la inteligencia Israelí, hasta crear un clima para una intervención militar como pudiera suceder en Venezuela pro parte de países con gobiernos miserables como el de Santos en Colombia, México, Perú, Argentina, entre otros que se han ido pronunciando contra el gobierno legitamente constitucional del actual presidente Nicolás Maduro que hasta el dia 27 de julio llamo a la oposición a sentarse para dialogar, pero esta con su odio histórico y burgués y sentirse apoyada por la ultraderecha internacional se negó al dialogo pese a los rezos del Papa Francisco, como dirían en mi Barlovento…se les metió el diablo en la cabeza.

SI ACEPTAN LA CONSTITUYENTE SE JODERAN

Entramos definitivamente en el deliro circular de falta de respeto de un grupo de países de nuestra región obedeciendo ciegamente el guion de algunos congresista ultraderechsita de Estados Unidos, para expresar que si el presidente Maduro no paralizaba la constituyente nos joderiamos, para decirlo popularmente. Fíjense no tenemos arsenal nuclear como en el caso de Iran, no tenemos un conflicto como existe entre Estados UNdios y Corea del Norte, no tenemos la conflictividad internacional como lo sigue tenido México con mas de quince mil asesinado en los últimos cinco meses o los asesinatos selectivos de mas de cien lideres colombianos, después de la firma del tratado de paz. No basta que hayan dejado en ridículo a Luis Almagro, esta semana cuando pidió de nuevo la intervención de la OEA en nuestros asuntos y a penas logro 13 votos de lso treinta y cuatro que buscaba, no basto conque Caricom no se dejara chantajear por Estados Unidos en su ultima asamblea para votar contra Venezuela, no basto con que Mercosur, pese al esfuerzo del indecente presidente Macri y el golpista Temer, tratan de censurar a Venezuela en Mercosur. El terreno en los organismos internacionales esas opciones han sido rechazadas contra nuestro país. Ahora no les queda mas que dictar sanciones de parte de Estados Unidos y por otro lado llamar al desenlace violento de parte del sector radical y racista de la oposición. Pero el pueblo venezolano no doblegara su soberanía ni su decisión de ser antiimperialista e independendiente