Varios líderes africanos piden a Salva Kiir que se «comprometa con un proceso de paz inclusivo»

0
392
Gertrude Mongella
Gertrude Mongella

Un total de 14 líderes africanos han pedido al presidente de Sudán del Sur, Salva Kiir, en una carta difundida por Oxfam, que se «comprometa con un proceso de paz inclusivo» en el que tengan cabida «todos los hombres y mujeres de Sudán del Sur de diferentes comunidades, religiones, edades y etnias».

    La misiva, respaldada por doce expresidentes africanos, el arzobispo Desmond Tutu y la exenviada especial de Naciones Unidas Gertrude Mongella, recuerda a Kiir lo que ocurre «cuando los africanos se enfrentan y deciden resolver sus diferencias derramando sangre». «No podemos dormir tranquilamente mientras nuestros compañeros africanos en Sudán del Sur continúan muriendo innecesariamente», se puede leer.

Sudán del Sur, que logró la independencia hace tres años, no ha conseguido lograr la estabilidad y desde hace tres meses vive los conflictos entre etnias. En la carta, reprochan a Kiir que «los derechos que Sudán del Sur esperaba disfrutar después de la independencia han sido destruidos por la guerra» y le instan a que se sustituyan las armas por el diálogo.

El escrito también alude a las figuras africanas que iniciaron un «legado de paz» en el continente. Firmantes como el expresidente de Malaui Bakili Muluzi, o el de Zambia Kenneth Kaunda, ruegan a Kiir que siga «los pasos de los grandes líderes africanos». El destino de Sudán del Sur «esta en tus manos», dice el documento dirigido al presidente del país. Los autores solicitan una «acción decisiva» que acabe con la violencia. De no ser así, «la historia te juzgará duramente», le recriminan.

50.000 NIÑOS NO SOBREVIVIRÁN

La carta también incluye datos sobre la situación de los sursudaneses desde el comienzo de la guerra. Los enfrentamientos entre Kiir y el exvicepresidente Riek Machar, que empezaron en diciembre, se han cobrado ya miles de vidas y han obligado a más de un millón de personas a abandonar sus hogares, la mitad de ellos, niños.

Según el escrito «cerca de la mitad de la población de Sudán del Sur está en hambrienta y 223.00 niños están en riesgo de desnutrición aguda». «50.000 de estos niños no sobrevivirán», han advertido. Los niños son unas de las víctimas más afectadas por el conflicto, que han vivido violaciones, reclutamientos forzosos, secuestros y asesinatos.