Rey marroquí propugna reactivación de Unión del Magreb Arabe

0
393

Mohamed VIEl rey de Marruecos, Mohamed VI, propugnó aquí la reactivación de la Unión del Magreb Arabe (UMA), un ente regional que calificó de necesidad y demanda popular.

En un discurso ante la Asamblea Constituyente, exhortó asimismo a «la edificación de un Magreb grande y fuerte capaz de cumplir su papel en los frentes político, económico, social y de la seguridad».

El postulado del monarca, que culmina una visita oficial de tres días, ocurre 24 horas después que la UMA anunció la suspensión de una reunión de cancilleres sobre la crisis que tiene a Libia al borde de una guerra civil entre milicias islamistas y un general desertor que ha jurado desarraigarlas.

La visita de Mohamed VI es vista como un intento de neutralizar la creciente influencia de Argelia en Túnez tras el derrocamiento del presidente Zine El Abidine Ben Alí en 2011, forzado por una ola de manifestaciones populares después de más de 30 años de gobierno de mano dura.

Túnez reemprendió el camino de la institucionalización después que el partido islamista An Nahda fue obligado a ceder la jefatura del gabinete a un equipo ministerial de independientes encargado de completar la redacción de la Carta Magna y convocar a elecciones legislativas y presidenciales.

La UMA, creada en 1994 y que abarca a Argelia, Libia, Mauritania, Marruecos y Túnez, está paralizada desde que en 2005 la monarquía marroquí rehusó participar en la reunión cumbre convocada para ese año por el apoyo argelino a la independencia del Sahara Occidental.

En 1975, a la salida de las tropas españolas, Marruecos envió oleadas humanas a ocupar el Sahara Occidental, cuya independencia demanda el Frente Polisario y la ONU reconoce como el único expediente colonial en su agenda.