Rechaza Sudán del Sur sanciones de la Unión Europea

0
497

vocero-mauien-makolSudán del Sur rechazó el embargo de armas adoptado por la Unión Europea (UE), dirigido a impulsar una salida negociada al conflicto armado persistente en este país desde diciembre del 2013.

El vocero del Ministerio de Asuntos Exteriores aquí, Mauien Makol, declaró a la prensa que su país quiere el respaldo y ayuda de la UE, pero que no que se le impongan medidas drásticas.

«Las sanciones son un medio para presionar a las partes en lucha para que acepten negociar y dialogar, pero el Gobierno no rechaza la negociación o alcanzar un acuerdo de paz con los insurgentes», apuntó el portavoz.

El lunes, la Comisión de la UE informó su intención de renovar el embargo de armas a Sudán del Sur. Ya en julio sancionó a dos jefes militares sursudaneses por obstrucción del proceso de paz, al violar un acuerdo de alto el fuego, así como les consideró responsables de cometer atrocidades en el curso del conflicto.

Según medios de prensa, las sanciones incluyen la congelación de fondos que puedan tener los dos jefes militares en el área de la UE y también prohibirles viajar a territorio comunitario.

En ese contexto, el jueves se reanudaron en la capital etíope, Addis Abeba,las conversaciones entre las delegaciones del gobierno y los insurgentes de Sudán del Sur, pláticas promovidas por la Autoridad Intergubernamental para el Desarrollo (IGAD), que actúa como mediador directo.

Los esfuerzos de la IGAD fructificaron el pasado 9 de noviembre pasado, cuando las dos partes acordaron establecer una hoja de ruta para avanzar hacia el fin de las hostilidades, un paso considerado vital para finalizar la contienda armada.

Pese a las treguas acordadas, los enfrentamientos no cesan. Desde diciembre del pasado año, los combates entre el Ejército y los sublevados y entre comunidades, causaron unos 100 mil civiles muertos y colocaron a siete millones de personas en riesgos de hambruna y enfermedades, precisaron datos de la ONU.