Rebeldes de Sudán del Sur niegan respaldo del gobierno de Sudán

0
601
Simon Gatwech Dual, uno de los líderes del insurgente Ejército/Movimiento de Liberación del Pueblo del Sudán en la Oposición (SPLA-IO), negó una presunta ayuda a sus fuerzas procedente del gobierno de Sudán, informó hoy el diario Sudan Tribune.

No recibimos apoyo de Jartum, ni de ningún otro gobierno o país de la región, obtenemos nuestros suministros mediante acciones contra el gobierno y contra el Ejército de Liberación del Pueblo de Sudán (SPLA), añadió el jefe rebelde en declaraciones a esa publicación.

De esas fuerzas del gobierno del presidente Salva Kiir, asimismo, cada vez son más los soldados que desertan para unirse al SPLA-IO, lo cual sí constituye un apoyo al mando insurrecto, según Dual.

Ejército sursudanés rechaza ataque rebelde en nordeste del país

El líder opositor ejemplificó al respecto con su propio caso al abandonar el Ejército al frente de un grupo de soldados y en posesión de armamento.

‘Me fui con algunas armas y capturamos otras más de manos del gobierno cuando iniciamos nuestras operaciones, en tanto varios de nuestros compañeros se unieron más tarde’, subrayó.

Dual atribuyó los rumores sobre la supuesta asistencia de Jartum a los rebeldes a funcionarios del gobierno ‘cuyos días están contados y por eso culpan a otros por su propia debilidad’.

El portavoz del SPLA, Santo Domic Chol, declaró el miércoles a la prensa en esta capital que los combatientes armados de la oposición reciben apoyo y entrenamiento del ejército de Sudán.

Jartum permitió la coordinación dentro de su territorio a comandantes rebeldes de Sudán del Sur, aseguró el oficial, mientras el presidente Omar al-Bashir acusó también a Juba de ese apoyo, al intervenir en la reciente cumbre extraordinaria de la Autoridad Intergubernamental sobre el Desarrollo de África Oriental.

Los gobiernos de ambos países emiten con frecuencia mutuas acusaciones de respaldo a las guerrillas de sus respectivos territorios, desde la independencia de Sudán del Sur a mediados de 2011.

El actual conflicto militar sursudanés comenzó a fines de 2013 con el alzamiento del exvicepresidente y actual máximo líder rebelde, Riek Machar, a quien después siguieron otras fuerzas de distintos sectores políticos, religiosos y étnicos.