Ratifica Burundi que policías de ONU en el país es acto injerencista

0
465

NzobonaribaBurundi no permitirá el despliegue del contingente de los 228 policias aprobados por una reciente resolución del Consejo de Seguridad de la ONU porque es una acción injerencista, ratificó hoy el portavoz gubernamental burundés Philippe Nzobonariba.

Mí pais estuvo de acuerdo recientemente en el despliegue de expertos militares no armados y observadores de la Unión Africana pero la medida que se nos trata de aplicar viola normas que regulan la familia de las Naciones Unidas, y en particular, está en contra de la soberanía de Burundi, dijo el vocero oficial.

A fines del pasado mes el aludido dictamen de la ONU que estimuló París, recibió un rechazo multidudinario de la población burundés que se manifestó en contra del texto y criticó al gobierno francés por interferir en los asuntos internos del país, recordó el alcalde de Bujumbura, Freddy Mbonimpa.

También rechazaron la presencia en la capital de este país del Embajador de Francia, Gerrit van Rossum.

El artículo 39 del Capítulo 7 de la Carta de las Naciones Unidas faculta al Consejo de Seguridad de ese organismo a determinar la existencia de amenazas o violación de la paz o acto de agresión, y de hacer recomendaciones para mantener o restablecer la paz y la seguridad internacionales.

Burundi está envuelta en una crisis política desde abril del año pasado, cuando las protestas comenzaron tras la decisión del presidente burundés, Pierre Nkurunziza, para competir por un tercer mandato.

La Comunidad del África Oriental e internacional están instando al gobierno y a la oposición de este país a entablar un diálogo incluyente con el fin de resolver el actual conflicto que comenzó en 2015.

Más de 450 personas han muerto desde que el presidente Nkurunziza ganó un tercer período del año pasado.

La oposición al gobierno estima que el nuevo mandato presidencial viola la constitución y un acuerdo de paz que puso fin a una guerra civil en 2005.

Alrededor de un cuarto de millón de personas huyeron en el último año de la violencia desde esta nación a Ruanda, recordó el sitio digital áfricareview.

Las Naciones Unidas necesitan la aprobación del gobierno del presidente burundés, Nkurunziza, para enviar a loa 228 policía aprobados por el Consejo de Seguridad.