Prosiguen audiencias indagatorias por caso Marikana en Sudáfrica

0
348

MarikanaEl abogado Dali Mpofu, quien representa a familiares de las víctimas de la tragedia en Marikana, continuó hoy con interrogatorios de presuntos responsables por la arremetida policial de hace dos años en Sudáfrica.

Miembros de la seguridad pública en la provincia North West presuntamente dispararon y mataron a 34 mineros el 16 de agosto de 2012 durante una huelga de esos trabajadores en el yacimiento Lonmin, empresa con capital británico. En esta jornada Mpofu revisó testimonios de varios sargentos presentes en el lugar de la refriega y además se reunirá con el brigadier Adriaan Calitz, uno de los jefes al mando de los uniformados el día de los hechos cerca de la localidad de Rustenburg.

La semana pasada el abogado calificó a declaraciones preliminares de Calitz como una distorsión deliberada de la verdad.

Según el brigadier, antes del inicio del tiroteo varios obreros de la mina Lonmin Platinum Marikana, vociferaron improperios y amenazaron a los uniformados, al tiempo que portaban armas de fuego.

Mpofu adelantó además que exigirá a la Comisaria General de la Policía, Riah Phiyega, suministrar a la corte indagatoria documentos digitales y archivos de audio relacionados con la jornada de los sucesos.

Otro testigo en la lista de los letrados para esta semana es la jefa de la policía en North West, teniente general Zukiswa Mbombo.

A inicios de enero Calitz aseguró que no fueron utilizadas municiones reales durante los disturbios de carácter laboral en la mina de Marikana, en el verano boreal de 2012.

El oficial ya rindió testimonio dos veces ante la llamada Comisión Farlam, instituida por el gobierno y que investiga evidencias e imputaciones relacionadas con la balacera.

Reporteros internacionales que estuvieron en la instalación de Lonmin durante la huelga, afirman que elementos extremistas mezclados con los manifestantes fueron los primeros en abrir fuego contra los agentes de seguridad pública.

Se prevé que el grupo de jueces liderado por el magistrado Ian Farlam complete su trabajo de supervisión de pruebas, entrevistas a funcionarios y la realización de audiencias antes del 30 de abril.