Presidente de Zimbabwe descarta gobierno de coalición

0
187
El presidente de Zimbabwe, Emmerson Mnangagwa, descartó la posibilidad de establecer un gobierno de coalición, porque a su juicio es innecesario en estos momentos.

En sus primeras declaraciones a la prensa desde que fue proclamado el 3 de agosto vencedor de las elecciones generales del 30 de julio, el líder de la Unión Nacional Africana de Zimbabwe-Frente Patriótico (Zanu-PF) recordó que su partido obtuvo una confortable mayoría en el parlamento.

Mnangagwa logró el 50,8 por ciento de los votos para la presidencia, mientras su opositor Nelson Chamisa, de la alianza Movimiento para el Cambio Democrático (MCD) alcanzó 44,3 por ciento.

Un gobierno de coalición no es una mala idea, pero es innecesario en estos momentos, expresó Mnangagwa en declaraciones al meddio Sky News.

El mandatario señaló que ya las elecciones pasaron y ‘ahora debemos unirnos para modernizar nuestra economía y lograr juntos el crecimiento, tanto los que votaron por mi como quienes lo hicieron en contra, porque Zimbabwe es de todos’.

Reiteró que el proceso electoral fue libre, justo y transparente desde la campaña hasta el día de la votación y solo la alianza opositora Movimiento para el Cambio Democrático incitó a la violencia. ‘Su identidad es la de la violencia’, aseguró.

Estos pronunciamientos de Mnangagwa están referidos a los actos de violencia ocurridos en Harare promovidos por partidos del MCD luego de conocerse que el Zanu-PF había alcanzado 145 de los 210 escaños del parlamento, lo que significa mayoría absoluta.

Asaltos, incendios y ataques contra personas y propiedades ocasionaron seis muertos.

Al retomar el tema de un posible gobierno de coalición, Mnangagwa dijo que si en 1964 Harold Wilson en el Reino Unido fue capaz de gobernar con solo un escaño de ventaja, ‘cómo se puede esperar que yo abandone los dos tercios de mayoría de mi partido para crear una administración de unidad nacional’.

El Presidente electo aseguró que respetará la letra de la Constitución acerca de los términos presidenciales, dos períodos de cinco años, y si es reafirmado en el cargo en los próximos comicios no tiene intención alguna de extender su mandato.

Mnangagwa, un político de 75 años, ocupó interinamente el cargo de presidente en noviembre pasado a la renuncia del veterano líder independentista Robert Mugabe, después de protestas públicas que reclamaban su salida del poder debido a movimientos iniciados por su esposa Grace y un grupo de seguidores encaminados a usurpar el poder a su muerte.

Esas manifestaciones fueron respaldas por fuerzas militares que forzaron finalmente la dimisión del único presidente que había conocido Zimbabwe desde que el país logró independizarse del régimen de minoría blanca en 1980.