Policía argelina frustra primera protesta convocada por partidos pro boicot

0
373

Hafnaoui GhoulUn gran dispositivo policial ha impedido hoy la celebración de la manifestación convocada por los partidos de la oposición argelina que instan al boicot de las elecciones presidenciales del 17 de abril, en las que el presidente Abdelaziz Buteflika parte como favorito para un eventual cuarto mandato.

Todos los accesos a la explanada del monumento dedicado a los mártires de la guerra de independencia argelina, situado en el barrio de Riad al Feth, fueron cerrados al tráfico rodado y a los peatones, y el servicio de teleférico fue interrumpido para impedir que la concentración se llevara a cabo.

Decenas de camiones de Policía cargados de agentes antidisturbios fueron desplegados en los alrededores y cercanías del monumento conocido en Argelia como (Maqam al Shahid).

Uno de los participantes, el excandidato independiente a las presidenciales Loth Bounatiro, manifestó a Efe que el objetivo de la concentración era denunciar «la farsa electoral» y «reemplazarla por un referéndum de la Constitución para volver a comenzar sobre unas bases fuertes».

Para Bounatiro, es necesario un diálogo nacional y la designación de un grupo representativo de personalidades que reformen la Carta Magna antes de la celebración de los comicios presidenciales.

«La situación actual va a desembocar en un bloqueo de la vida política«, dijo Bounatiro antes de subrayar que la prioridad es democratizar la sociedad argelina.

La protesta fue convocada por los partidos islamistas Movimiento de la Sociedad por la Paz (MSP), Al Nahda y el Frente de la Justicia y el Desarrollo (FJD), así como por los partidos laicos Reagrupación por la Cultura y la Democracia (RCD) y Yil al Yadid.

También forma parte de esta plataforma en favor por el boicot, el ex primer ministro Ahmad Benbitur, que renunció a presentar su candidatura a las elecciones de abril tras denunciar que no hay garantías de transparencia.

En un comunicado difundido hoy, la coordinadora volvió a instar al boicot y denunció que la celebración de los comicios en las circunstancias actuales representa «un peligro real para Argelia».

Los dirigentes de estas formaciones denunciaron «la parcialidad de la administración y de todas las instituciones del Estado en favor del presidente-candidato (Buteflika)» y aseguraron que los resultados «están decididos de antemano».

Los partidos y Benbitur, que en el texto califican también los comicios de «farsa electoral», condenan la represión y la prohibición de celebrar manifestaciones pacíficas y sostienen que la crisis actual argelina no está vinculada únicamente con un eventual cuarto mandato de Buteflika, en el poder desde 1999.

Para ellos, el «cuarto mandato» es solo la peor cara de un sistema «debilitado», por lo que llaman a «actuar por un cambio de régimen empleando medios políticos pacíficos».

Finalmente, instaron a «la clase política a encontrar un consenso en torno a un proyecto político nacional de acuerdo a una Constitución consensuada y acometer unas reformas políticas reales».

La candidatura de Buteflika, cuya salud está visiblemente deteriorada como consecuencia de un accidente cerebro-vascular sufrido en abril de 2013, ha levantado numerosas voces que exigen reformas democráticas.

Paralelamente a la plataforma política en favor del boicot, el pasado 1 de marzo nació un grupo formado por activistas políticos, conocido como «Barakat», que también pide la retirada de la candidatura de Buteflika y la introducción de reformas democráticas.

Barakat, que en árabe argelino significa suficiente, ha convocado una nueva protesta el próximo sábado frente de la Universidad de Argel, donde ya ha intentado si éxito celebrar con anterioridad otras dos concentraciones de denuncia.