Pacto de estabilidad propició nuevo gobierno en Guinea Bissau

0
467

baciro-djalistoEl nuevo primer ministro de Guinea Bissau, Baciro Dja, firmó un llamado Pacto de Estabilidad con el Partido de la Renovación Social (PRS) para la formación de su gobierno que hoy estrena funciones.

Círculos políticos confirmaron que Dja suscribió un acuerdo con Alberto Nambeia, líder del PRS (segundo partido en el Parlamento con 41 diputados de 102), que permitió la formación del nuevo Ejecutivo para sustituir el liderado por Domingos Simoes Pereira, cesado el 12 de agosto por el presidente José Mario Vaz.

En el Pacto, como lo denominó Dja, figuró también la coalición de miembros del gobernante Partido Africano por la Independencia de Guinea-Bissau y Cabo Verde (Paigc), que cuenta con 57 diputados.

Tras casi un mes de crisis política surgida por la destitución de Simoes Pereira, el nuevo gabinete quedó formado por 15 ministros y 15 secretarios de Estado.

De acuerdo con las fuentes, ese gobierno fue juramentado anoche, pero aún falta el nombramiento del ministro de Finanzas y Economía que «deberá tener lugar en los próximos días».

Vaz, Simoes Pereira y Dja, este último elegido en el cargo el 20 de agosto, pertenecen al Paigc que reclama la rehabilitación del dimitido.

Un prolongado conflicto institucional sirvió de pretexto para que Vaz cesara al anterior Ejecutivo y argumentara que resultaban excesivos los enfrentamientos con Simoes Pereira a quien acusó, junto a su administración, de nepotismo, corrupción y falta de transparencia en la gestión pública.

Presionado por organizaciones de la sociedad civil, el Tribunal Supremo de Justicia pidió hace dos semanas información a la presidencia del país y a la Procuraduría General sobre el decreto que nombró a un nuevo primer ministro.

Dos abogados entregaron una petición a la Corte en la que alegaron la inconstitucionalidad de la disposición que designó a Dja, en un proceso que cuestiona además la sustitución de los directores generales de la radio y la televisión públicas.

Tras las respuestas de ambas instituciones, el Supremo reunirá al plenario de ocho jueces consejeros para la fase de discusión y elaboración del acuerdo que sustentará su decisión esperada para esta semana.