Nombran en Libia nuevo gobierno de unidad

0
206

Gobierno de unidadEl Consejo Presidencial de Libia formó un nuevo gobierno de unidad nacional que une así el poder en el país, repartido hasta ahora por los parlamentos asentados en Tobruk y Trípoli.

La nueva autoridad centralizada, conformada con un retraso de dos días respecto a lo planificado y que debe establecerse en esta capital, estará liderada por el actual jefe del Consejo Presidencial, Mohamad Fayez Al Serraj, e integrada por 32 ministros.

Ahora ambos parlamentos deberán pronunciarse sobre la integración del Gobierno, paso que analistas prevén como tortuoso.

Tras conocerse el anuncio, el enviado especial de la ONU para Libia, Martin Kobler, envió sus congratulaciones al pueblo libio y al Consejo presidencial por la formación del gobierno de acuerdo nacional.

Exhorto a la Cámara de Representantes (HOR, legislativo de Tobruk, reconocido internacionalmente) a reunirse prontamente y aprobar la integración propuesta para la nueva autoridad nacional, agregó

“Llamo a los componentes de la HOR y a su presidencia, escribió en su cuenta de Twitter, a poner los intereses nacionales del país más allá de toda otra consideración”.

Desde Europa, la responsable de Política Exterior del continente, Federica Mogherini, sostuvo en un comunicado que sólo el gobierno de una Libia unida puede poner fin a las divisiones políticas, derrotar el terrorismo y afrontar los desafíos en cuanto a la seguridad, economía y asistencia humanitaria.

Por su parte, la Misión de Soporte de la ONU en Libia (Unsmil) calificó el hecho en un comunicado como una genuina oportunidad para los libios de reunirse para construir su país.

A pesar de los buenos augurios exteriores, en el interior de Libia la implementación del acuerdo alcanzado puede enfrentar serias dificultades, toda vez que la HOR lleva meses sin alcanzar el quórum necesario en sus sesiones.

De otra parte, según reportes de la prensa local (no confirmados) el parlamento de Trípoli habría amenazado el pasado fin de semana con arrestar a cualquier miembro de las fuerzas de seguridad del Consejo Presidencial que arribe a esta capital.

Tras el derrocamiento del gobierno de Muammar El Khadafi en 2011 por una guerra civil en la que participaron mercenarios de varias naciones árabes, apoyadas por bombardeos de países occidentales, Libia se encuentra sumida en una situación de caos político y social.

En varias regiones del país opera el Estado Islámico, Al Qaeda (en el Magreb) y otros grupos extremistas musulmanes, los cuales se aprovecharon de la carencia de un gobierno centralizado.