Los puertos catalanes vetan la entrada del barco racista del mediterráneo

0
689

La presencia del barco neonazi C-Star a pocas millas de la Costa Brava ha encendido todas las alarmas este domingo. La embarcación tiene como objetivo frenar la inmigración a través del Mediterráneo, controlando la actividad de las oenegés y bloqueando los rescates que estas realizan. Ports de la Generalitat ha denegado la entrada del barco, perteneciente al grupo Defend Europe, en el puerto de Palamós. Al parecer, la nave se ha encaminado luego hacia Roses.

La aparición del C-Star este domingo mar adentro frente a la costa del Empordà ha movilizado rápidamente a las entidades antirracistas de la zona, que han lanzado un llamamiento a la movilización para evitar que atraque a ningún puerto gerundense. La entidad Girona Acull ha publicado un comunicado urgente donde anima a los activistas a ponerse en contacto con los puertos del la zona para evitar que pueda llegar a la costa. El objetivo, destacan, es «impedir que este barco neonazi atraque en algún puerto de Catalunya».

Ports de la Generalitat ha indicado, también en un comunicado a través de Twitter, que trabaja para que la embarcación no pueda atracar en ningún puerto de su titularidad. En este sentido, el ‘conseller’ de Territori i Sostenibilitat, Josep Rull, ha detallado en la misma red social que ha dado instrucciones a los presidentes de los puertos de Barcelona y Tarragona para que «tampoco puedan atracar». El presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, ha calificado la decisión de «coherente con el compromiso del Govern».

En julio pasado, el Ministerio del Interior aseguró que no permitirá que el C-Star llegue a ningún puerto español.
El barco tuvo en agosto un problema técnico y la oenegé Sea-Eye, que trabaja justamente en el rescate de personas en el mar, se dirigió a asistirlo, pero Defend Europe se negó a ello, según relató la tripulación en redes sociales.