Libias vacían los depósitos de petróleo tras los ataques de EI

0
415

puerto de Ras Lanuf La compañía petrolera nacional de Libia ha vaciado los tanques que almacenaban petróleo en el puerto de Ras Lanuf como una medida de precaución ante los ataques de milicianos de Estado Islámico que tuvieron lugar la semana pasada, ha asegurado este lunes un agente de la compañía, Mohamed al Manfi.

«Hemos recogido todo el combustible almacenado en los tanques de allí (Ras Lanuf) a un lugar más seguro», ha informado Al Manfi, que se ha negado a dar más detalles aunque la semana pasada explicó a Reuters que cada uno de los tanques contenía una cantidad de petróleo de entre 420.000 y 460.000 barriles.

Estado Islámico atacó la semana pasada varios depósitos de combustible en los puertos de Es Sider y de Ras Lanuf, que se localizan entre la ciudad de Sirte, controlada por Estado Islámico, y la ciudad de Benghazi, en el este del país.

Los milicianos y los servicios de seguridad que vigilaban el lugar se enfrentaron durante varios y días y los terroristas provocaron incendios en cinco depósitos de combustible en Es Sider y en las instalaciones de Ras Lanuf.

Las fuerzas de seguridad, que perdieron a 18 de sus miembros en los enfrentamientos, aseguraron que el pasado viernes sofocaron el último de estos incendios.

Libia está sumida en el caos desde la caída del régimen de Muamar Gadafi en 2011. Facciones políticas y grupos armados están enfrentados para acceder al poder y controlar la riqueza petrolera del país. La producción de crudo libia cayó a menos de un cuarto de su máximo de 1,6 millones de barriles por día alcanzado en 2011.

Los milicianos del Estado Islámico aprovecharon el vacío en la seguridad del país para fortalecer su control en Sirte y amenazan con avanzar hacia el este por la costa. Naciones Unidas está intentado ganar apoyos para la formación de un Gobierno de unidad en Libia, pero las partes aún ofrecen cierta resistencia.