Las fuerzas del Gobierno de Sudán del Sur avanza hacia Pagak

0
391

Las fuerzas del Gobierno de Sudán del Sur han tomado Mai-wu, que lleva bajo control opositor desde el inicio de la guerra a finales de 2013 y que sirve de entrada a Pagak, bastión del grupo rebelde en la frontera con Etiopía donde se refugian miles de civiles.

Tres soldados del Gobierno han muerto y otros cinco han resultado heridos en el asalto, que comenzó el jueves por la mañana, según ha informado Dickson Gatluak Jock, portavoz de la formación de Taban Deng Gai, aliado de las fuerzas gubernamentales.

«Está bajo nuestro control, nuestras fuerzas lograron llegar a la localidad alrededor de las diez de la mañana», ha afirmado.

La información ha sido confirmada por el grupo de la oposición SPLM-IO. «Ayer, alrededor de las 7 de la mañana, las fuerzas gubernamentales entraron en el condado, lograron expulsarnos y capturaron Mai-wut», ha declarado Lam Paul Gabriel.

Mai-wut está situado a lo largo de una ruta de suministros que conecta Etiopía con Mathiang, una ciudad cercana a los campos petrolíferos de Paloch, principal fuente de ingresos del Gobierno.

Hasta 7.000 familias han buscado refugio en Pagak tras el inicio de la ofensiva gubernamental a principios de julio, según ha explicado la directora del grupo local de ayuda GESSO, Sarah Nyanath.

La guerra civil en Sudán del Sur estalló en 2013 después de que el presidente, Salva Kiir, destituyera a su entonces vicepresidente, Riek Machar. En julio de 2016, el antiguo negociador de la oposición, Deng Gai, rompió su alianza con Machar y unió su Ejército a Kiir.

El portavoz de Deng Gai ha informado de que han recibido apoyo de unidades de Paloch en la batalla en Mai-wut, que comenzó –según su versión– tras un ataque previo de los rebeldes.