Las fuerzas de seguridad arrestan a ocho miembros del grupo islamista Ansar al Shar en Sidi Bouzid

0
297

TúnezLas fuerzas de seguridad de Túnez han arrestado este jueves a ocho miembros del grupo islamista Ansar al Sharia, ilegalizado en el país, en la localidad de Sidi Bouzid, según ha informado el Ministerio del Interior a través de un comunicado.

En base a estas informaciones, recogidas por la agencia estatal tunecina de noticias, TAP, las fuerzas de seguridad se han incautado una importante suma de dinero presuntamente destinada a financiar al grupo.

El Ministerio del Interior ha detallado que los arrestos forman parte de una operación policial a gran escala en Sidi Bouzid contra «los miembros de Ansar al Sharia buscados por las autoridades».

Asimismo, se enmarca en las operaciones lanzadas por el Ejército en las zonas montañosas del noreste del país, cerca de la frontera con Argelia, contra los grupos islamistas armados presentes en la zona.

Las autoridades tunecinas han lanzado múltiples operaciones en las provincias fronterizas con Argelia debido a la presencia de milicianos islamistas en la zona, especialmente en la zona del monte Chaambi, ubicado en la región de Kasserine.

Túnez y Argelia comparten una frontera porosa utilizada habitualmente por contrabandistas y que ha sido usada en los últimos meses para la infiltración de combatientes y armamento.

 Desde el derrocamiento del expresidente Zine el Abidine ben Alí en enero de 2011, Túnez ha sufrido un incremento de la actividad de grupos islamistas radicales que fueron suprimidos por la fuerza por el exmandatario.

Las autoridades han acusado a estos grupos por los últimos ataques violentos en el país, entre los que se encuentra el asalto contra la Embajada estadounidense en septiembre de 2012 y el asesinato de los políticos Chokri Belaid, líder del Movimiento Patriótico Democrático Unificado, fuerza marxista y panárabe, y Mohamed Brahim, antiguo secretario general del movimiento izquierdista Echaab.

La oposición ha criticado duramente al Gobierno por su fracaso en la lucha contra los grupos ‘yihadistas’ presentes en el país y ha acusado a las autoridades de reconocer demasiado tarde la amenaza que suponen.