La juventud en el punto de mira del nuevo primer ministro de Etiopía

0
356

Por Richard Ruíz Julién

Desde que hace casi un mes Abiy Ahmed asumió el cargo como primer ministro de Etiopía, las olas de cambio penetran en toda la sociedad, sobre todo en los sectores más jóvenes de la población, consideraron hoy expertos locales.

‘El pasado es la base del presente, y los tiempos que corren de los futuros, pero los héroes en la actualidad son sin dudas los jóvenes’, declaró Ahmed en una alocución ante los medios nacionales, que avivó una vez más las esperanzas en las nuevas generaciones.

Los observadores resaltaron la pericia del primer ministro en ese sentido, al detectar la necesidad inminente de avances a nivel de país, que contrapongan los reclamos y disgustos principales de los últimos meses, protagonizados en su mayoría por la juventud.

‘Lenta pero implacablemente, estamos ante una metamorfosis en la forma en que percibimos el poder y la autoridad; sería cuanto menos ingenuo, al analizar el contexto, decir que se necesitan movidas más drásticas’, consideró el experto en temas políticos Fitsum Getachew.

‘Incluso ahora estamos viendo los primeros avances en cuanto a cambios constitucionales, después del anuncio de una pronta modificación a la carta magna sobre el período de mandato para un jefe de Gobierno’, recordó Getachew.

Por su parte, el profesor consultante del Departamento de Estudios Estratégicos de la Universidad de Addis Abeba, Addisalem Mulat, refirió que hoy se levanta una nueva generación que tiene poca dificultad para negar la falta de simpatía con la inmovilidad, sea política o económica.

Millones nacieron hace menos de tres décadas y no conocen otro sistema que éste, el que prevalece desde 1991, pero eso no quiere decir que dejaron de observar las experiencias de otros países y, por consiguiente, entienden la urgencia de un cambio en muchos aspectos, subrayó Mulat.

‘La tecnología los ha empoderado por completo y, por lo tanto, son conscientes de las realidades en cualquier rincón del planeta. Entonces, ¿quién los culparía si les resulta difícil conformarse con menos cuando pueden tener más?’, resaltó el analista.

En opinión de los especialistas, hace tres décadas las prioridades eran la paz, la estabilidad y la creación de una sociedad que comenzaría a trabajar y esperaría por los llamados a la defensa.

Destacaron que eso era de esperar, pues en aquel entonces aún existían amenazas y peligros de invasión o luchas subterráneas.

Pero esas condiciones se resolvieron o se eliminaron, apuntaron, y se abrió un nuevo capítulo, una nueva época; fuerzas surgieron junto con la creación de la siguiente generación.

La juventud emergente tiene otras necesidades, ideas, aspiraciones que se crearon a lo largo de este tiempo, manifestó el periodista Genet Fekade, de The Ethiopian Herald.

Es por eso que el nuevo primer ministro insiste en prestar especial atención a las condiciones de ese sector de la población, aseguraron los expertos.

‘Lamento que no hayan sido tratados con la debida consideración por parte del gobierno, al punto de convertirles a muchos en desempleados o subempleados, caracterizados por la pobreza’, puntualizó Getachew.

Abiy Ahmed dijo que los jóvenes deben saber que este país les pertenece y que es su deber prepararse para administrarlo porque tienen la energía, la fuerza y el potencial para lograrlo.

Afirmó que ‘la juventud es fuego’, al utilizar una analogía para indicar que deberían usar esa energía volcánica para moldear acero, construir presas, carreteras y puentes, demoler montañas y, sobre todo, para salvar vidas.

Los estudiosos creen que el mensaje del primer ministro no solo va dirigido a los jóvenes, aunque son el punto de enfoque, sino también para los mayores, para aquellos que están en el poder en cualquier capacidad y en cualquier campo.