Hermanos Musulmanes ven las condenas a muerte como «nuevo crimen del golpe»

0
390

EgiptoLos Hermanos Musulmanes calificaron hoy de «injusto» y de «nuevo crimen del golpe militar» el fallo judicial que condena a pena de muerte a 528 de sus seguidores por atacar edificios gubernamentales y comisarías.

En su página oficial, la cofradía señaló que los magistrados egipcios están «sometidos a los militares» y apuntó que esta sentencia supone «un hecho sin precedentes en la historia de la justicia».

Un portavoz de los Hermanos Musulmanes, consultado por Efe, consideró que el fallo pretende intimidar a los manifestantes ante el posible inminente anuncio de la candidatura a las elecciones presidenciales del jefe del Ejército, Adelfatah al Sisi.

El grupo islamista, declarado terrorista por las autoridades en diciembre pasado, denunció que el tribunal no permitió escuchar a los abogados de la defensa ni a los testigos.

«Los ciudadanos libres no serán intimidados por un fallo injusto, que por el contrario, aumentará su fe en su revolución y su causa», advirtió la cofradía, en alusión a las protestas convocadas con frecuencia y en particular para esta semana por los seguidores del depuesto presidente Mohamed Mursi.

El portavoz, que pidió guardar el anonimato por motivos de seguridad, criticó que el tribunal dicte este fallo «político» tras solo dos sesiones que duraron poco más de cinco minutos cada una.

Durante el proceso, que arrancó el pasado sábado, no se presentaron pruebas materiales y el juez demostró que «no es imparcial», según este responsable de la Hermandad.

Los abogados de la defensa pidieron en la primera vista la recusación de los jueces, lo que fue rechazado por el propio presidente del tribunal Said Yusef.

Además, los letrados solicitaron el retraso del juicio para analizar las 3.700 páginas del expediente, con la misma respuesta por parte de la corte, explicó el portavoz islamista.

Los condenados fueron encontrados culpables de una serie de asaltos a edificios gubernamentales y comisarías perpetrados en la provincia de Minia, en protesta por el violento desalojo policial de las acampadas en El Cairo de los islamistas en agosto pasado.

Uno de esos ataques tuvo como blanco la sede policial de la ciudad de Matai, donde fue asesinado el asistente del comisario, el coronel Mustafa Ragab.

De los condenados, unos 140 se encuentran detenidos, mientras que el resto fueron sentenciados en rebeldía.

La corte confirmará el fallo el próximo 28 de abril, una vez emita su dictamen -no vinculante- el muftí de Egipto, Shauqi Alam, la máxima autoridad religiosa del país.

Desde el golpe militar del pasado 3 de julio contra Mursi, miles de seguidores de la cofradía han sido arrestados y centenares de ellos sentenciados a prisión, pero hasta ahora no se habían decretado condenas a la pena capital.

Mursi y otros dirigentes de la Hermandad, entre ellos su guía suprema Mohamed Badía, están detenidos y siendo procesados en diversas causas desde entonces.