Gobierno cesado en Guinea Bissau abandona sede ejecutiva

0
267

0,7ebe1c5b-f4f3-4b53-bf40-bb76e5b9f4a1--r--NjQweDM0Mw==Miembros del gobierno de Guinea Bissau, dimitido el 12 de mayo, abandonaron la sede del Ejecutivo que ocupaban desde hace dos semanas tras escuchar a líderes religiosos, de la sociedad civil y comunidad internacional, se confirmó hoy.

La salida fue voluntaria y consciente, dijo a la prensa la ministra de Salud de la dirección dimitida, Caidi Seidi.

Funcionarios cesados por el presidente José Mario Vaz se negaban a dejar el Palacio de Gobierno y argumentaban que permanecerían en sus oficinas hasta que se restableciera la legalidad respecto al nombramiento de una nueva administración.

Bajo fuertes medidas de seguridad, el representante de la Unión Africana en el país, Ovídeo Pequeno, ratificó que se inició un proceso discreto para la salida de los depuestos y la situación no terminara en violencia.

“Las personas tienen derecho a indignarse. Comprendemos el derecho que cada uno tiene a manifestarse, más era necesario tomar algunas medidas”, señaló Pequeño.

Precisó que las instituciones guineanas deben evaluar ahora la legalidad o no de la decisión adoptada por el mandatario, pero la “comunidad internacional no discutirá esa cuestión”.

El líder del gobernante Partido Africano de la Independencia de Guinea y Cabo Verde (Paigc), Domingos Simoes, afirmó que la lucha contra las medidas del jefe de Estado continuará ahora en los dominios político, jurídico, social y diplomático.

La dirección dimitida considera que el presidente del país quebrantó la Constitución y el Paigc lo acusa de formar un Ejecutivo ilegítimo.

Vaz cesó el 12 de mayo al gobierno del Paigc, que encabezaba Carlos Correia, y 14 días después nombró a Baciro Djá primer ministro, designado en el cargo el 20 de agosto de 2015, pero presentó el 9 de septiembre su renuncia cuando el Tribunal Supremo de Justicia consideró inconstitucional su designación.

Su nominación fue realizada nuevamente por el jefe de Estado contra la voluntad del Paigc, el más votado en las últimas elecciones legislativas.

El mandatario justificó su decisión, al argumentar que la organización vencedora (Paigc) en los comicios no es mayoría en el Parlamento.

La crisis en Guinea Bissau comenzó el 12 de agosto de 2015, cuando Vaz dimitió como primer ministro a Simoes, al argumentar incompatibilidades personales y falta de confianza.