Exprimer ministro argelino advierte sobre la «grave crisis» que sufre el país

0
491

AlgerieEl exprimer ministro argelino Mulud Hamruch ha advertido sobre la «grave crisis» política que sufre el país y ha asegurado que la solución se encuentra en manos de los máximos responsables del Estado, de las Fuerzas Armadas y de los servicios secretos del Ejército (DRS).

En unas declaraciones recogidas hoy por los principales diarios argelinos, Hamruch instó al presidente del país, Abdelaziz Buteflika, al jefe del Estado Mayor del Ejército, Gaid Saleh, y al jefe de la DRS, Mohamed Median, a ponerse de acuerdo para salir de la crisis, sobre la que no entró en detalles.

El pasado febrero se desató una polémica después de que el secretario general del Frente de Liberación Nacional (FLN), Amar Sadani, acusara a Median de controlar el país y de oponerse a un cuarto mandato de Buteflika.

Estas declaraciones desataron una reacción en cadena y un aluvión de acusaciones cruzadas tanto contra el círculo más cercano del jefe del Estado como contra los distintos cuerpos del Ejército.

«Los tres son nacionalistas y patriotas y tienen la clave para salvar al país de la crisis» en la que está inmersa en vísperas de las eleccionespresidenciales del próximo 17 de abril, dijo Hamruch, que fue primer ministro entre 1989 y 1991.

El delicado estado de salud de Buteflika, convaleciente de un accidente cerebrovascular sufrido en abril de 2013, que le ha impedido participar en la campaña electoral, ha levantado numerosas voces críticas, que piden que se retire de la política.

No obstante, sus defensores han insistido en los últimos días en que la figura del presidente, de 77 años y en el poder desde 1999, es clave para mantener la estabilidad política y económica en Argelia.