Exhortan a respetar normas de consumo de agua en Ciudad del Cabo

0
385
Llamados a respetar los límites diarios de consumo de agua y dejar de acumularla, una práctica que empeora la crisis por su severa escasez, caracterizan la situación en Ciudad del Cabo, la segunda urbe más poblada de Sudáfrica.

Estas exhortaciones de la Comisión de Derechos Humanos de Sudáfrica, que pide un esfuerzo mancomunado de los pobladores de la ciudad, ocurren cuando las autoridades advierten que, de mantenerse el ritmo actual de gasto de agua, el 12 de abril será el día cero, momento en que será suspndido suministro por los conductos.

La ansiedad que provoca esta crisis, consecuencia de la peor sequía en un siglo en esa región, y la incapacidad del gobierno local (dirigido por el opositor partido Alianza Democrática) de tomar medidas a tiempo para evitar la acelerada disminución de las reservas acuíferas, es aprovechada ampliamente por comercios que venden agua embotellada a precios elevados.

Reportes desde Ciudad del Cabo indican que el costo de ese valioso producto aumentó 577 por ciento desde el pasado mes, aunque quienes pueden pagarlo hacen filas para adquirirlo en cantidades excesivas.

Ante esta situación, funcionarios comenzaron a revisar esos lugares de expendio para confirmar la legalidad de esas operaciones, ya que en Ciudad del Cabo se requiere una licencia de la alcaldía para vender agua, indicaron fuentes de prensa.

El complejo panorama en Ciudad del Cabo se caracteriza, además, por la necesidad de mantener la economía local, que depende en gran medida del turismo, la agricultura, la producción de afamados vinos y la industria.

El vicealcalde Ian Neilson llamó a impermitir a toda costa que la economía local colapse debido a la severa escasez de agua.

A quienes visitan hoy Ciudad del Cabo para conocer sus bellezas se les pide comportarse como los locales en cuanto al ahorro de agua y Neilson recordó que los pobladores necesitan trabajo y la llamada industria del ocio genera muchos empleos.

Desde ayer Ciudad del Cabo cuenta con 186 puntos de distribución de agua, con la entrega de 25 litros per cápita sin presentación de documentación por el momento y bajo custodia de la policía y el ejército, mientras se dio a conocer que escuelas, hospitales, aeropuerto internacional y comunidades informales permanecen entre las prioridades.

Por su parte, casas de huéspedes y pequeños negocios tendrán que probar la necesidad de agua extra para poder sobrepasar los límites establecidos, en la actualidad de 50 litros diarios por personas.

La página digital News24 publica hoy un gráfico en el que detalla qué se puede hacer con esa cantidad.

Según el medio habrá que destinar 18 litros para fregar y lavar, 15 para una ducha de 90 segundos, nueve para descargar el retrete, tres para higiene diaria, dos para cocinar, dos para beber y uno para la mascota de la casa.