El nuevo primer ministro tunecino pide “sacrificios” para superar la crisis

0
109

Mehdi JomaâEl nuevo primer ministro tunecino, Mehdi Yuma, ha pedido a sus compatriotas y a todos los sectores económicos “ayuda” y “sacrificios” para superar la crisis económica que atraviesa el país, tres años después de la caída de la dictadura de Zin el Abidín Ben Alí.

En su primera entrevista televisada desde que hace un mes accedió a la presidencia del Gobierno, Yuma hizo un repaso a las principales cuestiones económicas, políticas y de seguridad y presentó las “posibles soluciones”.

En el plano económico, el jefe del Ejecutivo reconoció que la situación “es peor” de lo que se imaginaba antes de ser designado, e indicó que el país necesita recurrir a “préstamos para cubrir las necesidades de consumo corriente”.

Según explicó, esta situación ha hecho que la deuda se haya acercado al 50 por ciento del Producto Interior Bruto y agregó que en los últimos 3 años se han pedido 25.000 millones de dinares tunecinos (unos 12.250 millones de euros), paralelamente a un descenso de la productividad.

Tras presentar la situación, Yuma declaró que no le queda otra solución que congelar las contrataciones en el sector público durante el año en curso “dado que el país no puede asumir más”.

Asimismo, entre otras soluciones, propuso “animar las iniciativas de inversiones con pequeños créditos” y “trabajar para atraer inversiones extranjeras”.

Por otra parte, el primer ministro declaró que la seguridad continúa siendo el “problema más complicado” a pesar de que el país es “hoy más seguro que ayer”, gracias a la “mejor coordinación entre las instituciones de la seguridad, Ejército, Policía y Guardia Nacional”.

En este sentido, hizo referencia a “la amenaza yihadista” que podría representar el regreso al país de los tunecinos que participan actualmente en la guerra civil siria, cuyo número aseguró no conocer con exactitud.

“Existe una coordinación con países que han pasado por la misma experiencia, como Argelia y Marruecos, para encontrar una solución”, dijo Yuma, antes de precisar que también se han mejorado los equipamientos de las fuerzas antiterroristas.

En cuanto a las “prioridades políticas” del Gobierno, Yuma destacó la organización de las próximas elecciones legislativas y presidenciales que “permitirán dar una mejor visibilidad de la situación del país”.

“Hay que acelerar el proceso de transición democrática para alcanzar la estabilidad, lo que también mejorará la economía por la atracción de nuevos inversores”, subrayó.

El jefe del Gobierno también citó durante la entrevista, difundida anoche y recogida hoy por la prensa nacional, algunas medidas aplicadas recientemente para preparar las próximas citas electorales.

Entre ellas, haló de la reciente designación de nuevos gobernadores en 18 de las 24 provincias, para, según dijo, “asegurar una mayor neutralidad de la administración”.

Asimismo, destacó la importancia de que las mezquitas sean neutrales y agregó que son “lugares para el culto y no espacios para la propaganda”.

En este sentido, precisó que de “entre las 149 mezquitas que escapaban al control del Estado, nueve ya han sido recuperadas” desde que llegó a la presidencia del Ejecutivo.

La llegada de Yuma al poder fue favorecida por un acuerdo entre el anterior gobierno controlado por los islamistas del partido Al Nahda y la oposición, que estipulaba la designación de un Ejecutivo independiente y tecnócrata, así como la aceleración de la redacción de la Constitución, aprobada en enero, y la celebración de elecciones.