El nacimiento de la OUA en la Sala de África

0
95

Por Ángel Villa Hernández

La primera organización continental de África, la Organización para la Unidad Africana (OUA), realizó su sesión inaugural el 25 de mayo de 1963 en la ciudad de Addis Abeba, Etiopía, en la Sala de África (Africa Hall, en inglés) del edificio que ocupa la Comisión Económica para África de las Naciones Unidas.

Inaugurado de manera oficial el 6 de febrero de 1961, la edificación albergó también al entonces Departamento de Relaciones Exteriores de Etiopía y a exposiciones transitorias y permanentes, y fue concebida por el arquitecto italiano Arturo Mezzodimi.

El imponente inmueble, enclavado en una rocosa elevación de la Avenida Jubileo en Addis Abeba, se levantó durante dieciocho meses, a un costo cinco millones de dólares aportados por Etiopía.

Ubicado frente al Palacio del entonces Emperador etíope Haile Selassie, la obra está inspirada en otras sedes de organismos multilaterales como la ONU, en Nueva York; la UNESCO, en París y la FAO, en Roma, con posibilidades de realizar conferencias primariamente africanas, pero abiertas también a reuniones de mayor alcance internacional.

La sobria concepción de ese recinto, muy moderno para la época, incluyó una importante presencia de motivos artísticos africanos de gran formato, como los tres vitrales ubicados a la entrada que son de la autoría del etíope Afewerk Tekle.

El primero de ellos se dedica a ‘África entonces’, donde predomina el color rojo como representación de la amarga lucha de los africanos contra la ignorancia y el colonialismo.

En el segundo, ‘África ahora y en el futuro’, predomina el amarillo y se representa a un hombre y un niño en gran tamaño sosteniendo una antorcha y seguidos por el pueblo, como símbolo de la superación del analfabetismo y el camino a la independencia.

Al tercer vitral, conocido como ‘África entonces y ahora’, lo invade el color verde, en cuyo fondo se observa la destrucción de un dragón que simboliza el colonialismo.

Toda la pared exterior de la sala principal de conferencias, la cubre un gigantesco mural con pinturas de la flora y la fauna africanas que van desde el café y el plátano, hasta los gigantescos baobabs, palmas datileras y orquídeas del continente.

Un recorrido por el interior de ese salón, verifica la concepción semicircular del plenario, con butacas tapizadas en el azul celeste propio de la ONU y detrás del podio y en lo alto, se ubica el palco usado por el Emperador etíope durante su participación en reuniones en dicho recinto.

En un gran cuadro, de la autoría de los etíopes Asefa y Sereke Yemane Berhan, situado en un lateral de la sala, fueron pintados los rostros de los 31 Jefes de Estado presentes en la sesión que dio origen a la O.U.A., los cuales correspondían a aquellos países que ya eran independientes.

Llama la atención un círculo sin rostro correspondiente a Togo, cuyo Presidente había sido depuesto mediante un cruento golpe de Estado a inicios de 1963.

También aparecen países coloreados de rojo en el mapa de dicho cuadro, pertenecientes a los territorios no independientes en aquel momento, principalmente del África Meridional.

En la actualidad parte del edificio está en desuso, incluida su sala principal, y se encuentra en proceso de reparación capital a partir de la decisión de la Asamblea General de la ONU, con el fin de rescatar su utilidad -incluidos sus valores arquitectónicos y culturales originales-, añadiendo un imprescindible toque de modernidad en los sistemas eléctrico, hidráulico y de sonido.

Los trabajos deberán concluir en 2021, y se construirán un centro de información y un parqueo para visitantes ubicados en un terreno adyacente.

La Secretaría Ejecutiva de la Comisión Económica para África tiene un Comité Asesor, con vistas a cumplimentar el mandato de la ONU de reparar la Sala de África, del cual forma parte un representante de Cuba.

Este lugar fue visitado en 2018 por una delegación cubana encabezada por el Héroe de la República de Cuba y presidente del ICAP, Fernando González LLort.

*Embajador de Cuba ante la Unión Africana