El Gobierno de unidad libio, dispuesto a dialogar con Haftar para lograr la paz

0
378

Fayez SerrajEl primer ministro del Gobierno de unidad libio respaldado por la ONU, Fayez Seraj, ha asegurado este jueves que está dispuesto a iniciar un diálogo con el comandante de las fuerzas militares en el este, Jalifa Haftar, a pesar de los ataques de su Ejército contra las instalaciones petroleras.

Tras la caída de Muamar Gadafi en 2011, Libia vivió un periodo de profunda inestabilidad que acabó con la formación de dos gobiernos, uno en el oeste, con sede en Trípoli, y otro en el este en Tobruk. La ONU intentó promover un Gobierno de unidad pero los distintos gobiernos no han llegado a ceder sus competencias.

Haftar se opone directamente al Gobierno de acuerdo nacional en Trípoli y ha mostrado reticencia a que su Ejército se integre en unas fuerzas armadas nacionales. Además, su puja por los puertos, para controlar el mercado del petróleo, dificulta la llegada a acuerdos y ahonda aún más las divisiones regionales.

«Estoy dispuesto a hablar con cualquiera para resolver los problemas de los libios», ha asegurado Seraj en Nueva York en el marco de la Asamblea General de la ONU. «Hay muchos obstáculos, por supuesto, y uno de ellos es el de intentar tener un Ejército unificado bajo el control de un cuerpo político», ha añadido.

En la ONU, las potencias occidentales han urgido al Gobierno de Seraj a que haga más por integrar a las autoridades de Tobruk pero muchos han asegurado ser conscientes de que presionar a los libios suele ser poco efectivo.

«A los libios no les gusta que los extranjeros les digan lo que tienen que hacer. Cuando expulsaron a Gafafi después de 42 años, no lo hicieron para que los americanos, egipcios, rusos, chinos, marroquíes o cataríes ni nadie les diga lo que tienen que hacer», ha defendido el enviado especial estadounidense a Libia, Jonathan Winer.