El Frente Polisario tilda de «contribución vergonzosa al expolio» el acuerdo de pesca entre la UE y Marruecos

0
374

República Árabe Saharaui DemocráticaEl Frente Polisario ha tildado de «contribución vergonzosa al expolio de los recursos de un pueblo indefenso en un territorio ocupado» el acuerdo de pesca firmado entre la Unión Europea (UE) y el Gobierno de Marruecos, que incluye las aguas territoriales de Sáhara Occidental, según ha informado este jueves la agencia oficial saharaui de noticias, SPS.

Así, ha instado al organismo regional «a revisar el acuerdo en línea con los principios sobre los que fue fundada la UE y a garantizar el respeto de la legalidad internacional y los Derechos Humanos en Sáhara Occidental».

La formación ha reiterado que el pueblo saharaui «enfrentará con todos los medios legales a su disposición a cualquier acción contraria al Derecho Internacional que afecte el territorio de Sáhara Occidental y sus recursos naturales».

«Estos acuerdos alientan la ocupación ilegal marroquí, prolongan aún más el sufrimiento del pueblo saharaui, y contrastan con un papel positivo en consonancia con la responsabilidad histórica y jurídica de España con el pueblo saharaui, que sigue siendo, en virtud de la legalidad internacional, la potencia administradora de Sáhara Occidental», ha apuntado el Frente Polisario.

Asimismo, ha lamentado «el activo papel de España en la ratificación del acuerdo» y ha resaltado que la postura del Ejecutivo español es «similar» a la que mantuvo durante los Acuerdos Tripartidos de Madrid, firmados por el dictador Francisco Franco con Marruecos y Mauritania para repartir el territorio de la antigua colonia sin tener en cuenta a la población saharaui.

Dicha declaración, firmada el 14 de noviembre de 1975, estipula la transferencia de la administración del territorio, pero no la soberanía, por parte de España a una administración temporal tripartita compuesta por España, Marruecos y Mauritania.

Pese a la existencia del acuerdo, cuya legalidad ha sido cuestionada por Naciones Unidas, la organización internacional no ha considerado ni a Marruecos –ni anteriormente a Mauritania– como potencias administradoras del territorio, que sigue figurando en su lista de territorios pendientes de descolonización.

EL ACUERDO

El nuevo acuerdo salva con el voto de este martes (310 voces a favor, 204 en contra y 49 abstenciones) el último escollo para su entrada en vigor, aunque los Veintiocho y el Parlamento marroquí tienen que dar formalmente luz verde para que los barcos europeos puedan retomar su actividad en la región, tras dos años apartados de la zona por la oposición de la Eurocámara al convenio anterior.

La antigua colonia española había reclamado que sus aguas fueran excluidas del acuerdo porque no reconoce el derecho de Rabat a gestionar sus recursos, pero Bruselas y los 28 dan por bueno que se mantengan, a cambio de una cláusula que prevé la suspensión del convenio si se vulneran derechos fundamentales.

La Unión Europea también exigirá a Marruecos pruebas periódicas de que la población saharaui se beneficia de la ayuda y del empleo que proporciona el nuevo acuerdo. Los ministros de Pesca de la UE tienen previsto validarlo en su próxima reunión de los días 16 y 17 de diciembre en Bruselas.

Los buques europeos obtienen con el acuerdo 126 licencias, de las que un centenar serán para españoles, sobre todo andaluces y canarios, y beneficiará a cerca de 1.500 tripulantes, de los que 500 serían marroquíes.

Además supone un incremento del 33 por ciento de las posibilidades de pesca para la flota comunitaria –once Estados miembros pescan en la zona– con respecto al régimen anterior, a cambio de una contrapartida financiera de 40 millones anuales durante los próximos cuatro años.

En realidad, la aportación de las arcas comunitarias se reduce de 36,1 millones del acuerdo anterior a 30 millones en el nuevo, porque los diez millones restantes acordados ahora los asumirán los armadores.