El Frente Polisario amenaza con volver a las armas

0
418

Polisario FrenteEl delegado del Frente Polisario en España, Bucharaya Beyun, ha amenazado con que el pueblo saharaui volverá a la lucha armada, tras 23 años de acciones pacíficas, si España no lidera una solución para poner fin a la ocupación del Sáhara Occidental por parte de Marruecos.

Además ha denunciado que ninguna voz de la comunidad internacional, entre ellas España, se atreve a responder a Marruecos por miedo a romper relaciones que les benefician económicamente y, es exactamente ese miedo, el que aprovecha Rabat para actuar con impunidad sobre el Sáhara.

Si la comunidad internacional, la ONU y España no actúa a corto plazo, ha advertido de que «estarían empujando a los saharauis a posiciones extremas, estarían empujándoles a la radicalización». «No nos gusta, ni queremos, ni pretendemos, pero al trasmitir un mensaje de que este es un conflicto de baja intensidad lo están haciendo», ha destacado Beyun. «Parece que haces algo o no interesas», ha lamentado.

«¿Qué quieren, que claudiquemos?», ha preguntado para responder que «los saharauis vamos a seguir luchando para defender nuestra libertad incluso, si es necesario, volviendo a las armas», una vía que dejaron hace más de dos décadas.

ABANDONO DE ESPAÑA

Coincidiendo con el cuarto aniversario del desmantelamiento del campamento de Gdeim Izik, por el que 22 activistas continúan en prisión con condenas que van desde los 20 años hasta la cadena perpetua, y 39 años después de la Marcha Verde, el Frente Polisario ha vuelto a recordar «el abandono que sufre el pueblo saharaui por parte de España».

«El 14 de noviembre se cumplen 39 años del abandono de España del Sáhara Occidental, cuando lo entregó en manos de Mauritania en virtud de un acuerdo que no reconoce Naciones Unidas», ha recordado Beyun que, de acuerdo con las resoluciones de la ONU, «España sigue siendo la potencia y el país administrador del Sáhara Occidental y esta responsabilidad no desaparecerá hasta que culmine el proceso de descolonización que dejó abierto en 1975».

En esta línea, Beyun, como miembro del Secretariado Nacional del Frente Polisario, ha pedido a España que asuma su responsabilidad moral, política e histórica para poner fin a la ocupación de Marruecos y a las constantes violaciones de los Derechos Humanos del pueblo saharaui que, según ha explicado, están privados de libertad de movimiento y no tienen acceso a sus propios recursos naturales y a la ayuda humanitaria que llega con dificultad a los campamentos.

Por ello, el próximo 14 de noviembre celebrarán la 39 Conferencia Internacional de Apoyo al Pueblo Saharaui y una manifestación –el 16 del mismo mes– para pedir, una vez más, que España lidere una solución a nivel internacional porque «España fue parte del problema y debe ser parte de la solución», ha dicho Beyun.

«En los más de 37 años de democracia española ningún Gobierno de los que se han alternado en el poder han querido asumir esta responsabilidad, ningún Gobierno ha querido reparar esa injusticia que cometió el último Gobierno franquista», ha denunciado. En su opinión, la causa saharaui es la asignatura pendiente de la transición española.

El Frente Polisario entiende que se está viviendo un momento político favorable para conseguir una solución. Con España como miembro del Consejo de Seguridad de la ONU y con un nuevo panorama nacional en la política por el nacimiento de nuevas con formaciones, Beyun ha pedido que se llegue a un pacto de Estado para hacer frente a Marruecos y ayudar al pueblo saharaui. «¿Hasta cuándo va durar el chantaje constante de Marruecos hacia España?», ha preguntado para pedir que asuma sus responsabilidades y actué como hizo Portugal en el caso de Timor Oriental.

PROSPECCIONES PETROLÍFERAS

En relación a las tensiones por la extracción de petróleo del mar, Beyun ha subrayado que las aguas donde se está trabajando no pertenecen a Marruecos, sino que son aguas ocupadas del Sáhara Occidental.

Según ha explicado, para poder llevar a cabo dichas prospecciones, Marruecos debería haber cumplido dos puntos: preguntar al pueblo saharaui y que con las extracciones se consiguiera un beneficio para el Sáhara. Como no se ha cumplido ninguna de las dos condiciones, el Frente Polisario ha denunciado la ilegalidad de las actuaciones de Marruecos. En la actualidad el Gobierno marroquí ya está trabajando con la empresa estadounidense Cosmos.

«También es ilegal los acuerdos de pesca que la Unión Europea tiene con Marruecos, son totalmente ilegales» por las dos mismas claves incumplidas, ha recordado.