El exjefe de Inteligencia ruandés fue estrangulado

0
416

Patrick KaregeyaLa Policía sudafricana ha confirmado este jueves el asesinato del exjefe de la Inteligencia ruandesa Patrick Karegeya, exiliado en Sudáfrica desde hace seis años tras ser relevado de su cargo por el presidente ruandés, Paul Kagame, quien le acusó de planificar atentados en Kigali.

El cuerpo sin vida de Karegeya fue encontrado el miércoles por la tarde en una habitación de un hotel de Johannesburgo. El cadáver fue hallado hacia las 17:30 horas con el cuello hinchado, ha indicado la teniente coronel Katlego Mogale, de la Policía de la provincia de Gauteng.

Según la responsable policial, en la habitación se encontraron una toalla ensangrentada y una cuerda. «Hay una posibilidad de que haya sido estrangulado», ha afirmado, precisando que «la Policía de Sandton ha abierto una investigación por asesinato», informa la agencia sudafricana SAPA.

Karegeya, que dirigió la Inteligencia militar de su país, huyó a Sudáfrica junto con el exjefe del Ejército ruandés Faustin Kayumba Nyamwasa tras haber planeado presuntamente un intento de golpe de Estado contra Kagame.

En un comunicado recogido por Reuters y fechado el miércoles, el opositor Congreso Nacional de Ruanda había informado de que Karegeya había sido encontrado muerto en un hotel al que había acudido a un encuentro. «Matando a sus oponentes, el régimen criminal de Kigali busca intimidar y silenciar a los ruandeses hasta la sumisión», ha denunciado el partido opositor que fundaron en 2010 Karegeya y Nyamwasa.

En declaraciones esta mañana a la emisora sudafricana SAFM, el embajador ruandés en el país, Vincent Karega, ha dicho no estar al tanto de los detalles del asesinato de Karegeya pero ha indicado que sabía que llevaba varios años en el país y que había obtenido asilo.

«Animamos a las autoridades a que investiguen realmente el asunto para que sepamos exactamente qué pasó», ha solicitado. En 2011, un tribunal militar ruandés condenó a Karegeya, Nyamwasa y otros dos oficiales exiliados a 20 años de cárcel por amenazar la seguridad del Estado tras juzgarles en ausencia.

En 2010, Nyamwasa recibió un disparo en el estómago cuando circulaba por Johannesburgo. Su familia no dudó en calificar el suceso de intento de asesinato ordenado por Kagame.