Denuncian pretensión marroquí en zona ocupada de Sáhara Occidental

0
805

DajlaLa intención de Marruecos de celebrar en la ciudad ocupada de Dajla la sesión anual del Foro Crans Montana fue denunciada en esta capital por el Primer Secretario de la embajada Saharauí en Uruguay, Mohamed Salem Abdelfatah.

Esa decisión es claramente contraria a los derechos e intereses del pueblo saharaui y a los principios del derecho internacional aplicables al Sáhara Occidental como territorio no autónomo, afirmó en entrevista con Prensa Latina.

El Foro Crans Montana fue creado en Suiza como un encuentro de reflexión internacional al estilo del de Davos y el pasado año celebró en el mismo territorio una reunión similar, con la complicidad de Marruecos.

Salem apuntó que la celebración de un evento de esas características en la ciudad de Dajla es «claramente hacerle el juego a la política colonialista de Marruecos en Sáhara Occidental».

Denunció que la cita abrirá aún más las puertas a nuevas inversiones e intervenciones extranjeras en el territorio, por lo que complicará «la situación sobre el terreno y aumentará la tensión en la región».

El diplomático señaló que el gobierno saharaui y la dirección del Frente Polisario expresaron de nuevo y de manera oficial a la ONG suiza, su profunda preocupación por la reunión, prevista del 17 al 22 de marzo venideros.

Este evento en sí «es un acto provocador» que puede traer consecuencias adversas sobre la situación en el Sáhara Occidental, subrayó.

El pasado 31 de enero la Unión Africana (UA), de la cual el Estado saharaui es miembro fundador, aprobó una declaración en la que instaron al Foro Crans Montana y a sus organizadores a que cancelaran el encuentro, recordó.

En su texto la UA consideró que celebrar la reunión en Dajla supondría una grave violación del derecho internacional y exhortó a los países miembros del bloque africano, a la sociedad civil y organizaciones del continente a no participar en el foro.

El funcionario significó que como potencia ocupante, Marruecos no tiene ningún derecho para tratar con terceros respecto al territorio no autónomo del Sáhara Occidental.

Remarcó el diplomático que en la actualidad todo el territorio está sometido a un sitio militar y bloqueo informativo, mientras Marruecos prohíbe la entrada de observadores y medios de comunicación internacionales.