Delegación de África Occidental evaluará crisis en Guinea Bissau

0
1232

cedeaoJefes de Estado y Gobierno de la Comunidad Económica de Estados de África Occidental (Cedeao) anunciaron en Senegal que crearon una delegación presidencial para evaluar la crisis política que afecta a Guinea Bissau.

Al citar un comunicado final de la 49 conferencia cumbre de Cedeao, celebrada el fin de semana en Dakar, medios periodísticos indican que la mencionada misión incluye a los presidentes de Guinea Conacry, Senegal y Sierra Leona, quienes «deberán encontrarse con las partes interesadas en la crisis política» para analizar mejor la situación en Guinea Bissau.

Los países da África Occidental manifestaron «profunda preocupación con la persistencia de la crisis en Guinea Bissau», donde está en riesgo «la implementación de los compromisos asumidos por los socios de desarrollo», en el encuentro de donadores de 2015.

En el texto, la Conferencia convidó al gobierno y a la oposición guineana a encontrar soluciones para todos los litigios, en conformidad con los procedimientos de la Constitución.

Determinó prorrogar por un año la estancia de la misión de la Ecomib, fuerza militar y policial de varios países de la Cedeao, desplegada en Guinea Bissau desde el golpe de Estado de 2012, con el propósito de estabilizar el país.

La reunión decidió además iniciar acercamientos con la Comunidad de Países de Lengua Portuguesa (CPLP), para organizar una reunión del Grupo Internacional de Contacto de Guinea Bissau.

El nuevo primer ministro guineano, Baciro Djá, participó en el foro, al que asistieron los presidentes de Benim, Burkina Faso, Costa de Marfil, Cabo Verde, Ghana, Guinea Conacry, Liberia, Mali, Níger, Senegal y Sierra Leona.

También estuvieron presentes los ministros de Comercio de Gambia y de Estado y Economía de Togo.

Bajo fuerte tensión, el presidente José Mário Vaz nombró el 26 de mayo a Djá primer ministro, designado en el cargo el 20 de agosto de 2015, pero presentó el 9 de septiembre su renuncia cuando el Tribunal Supremo de Justicia consideró inconstitucional su designación.

Su nominación fue realizada nuevamente por el jefe de Estado contra la voluntad del gobernante Partido Africano para la Independencia de Guinea y Cabo Verde (Paigc), el más votado en las últimas elecciones legislativas.

El mandatario justificó su decisión, al argumentar que la organización vencedora (Paigc) en los comicios no es mayoría en el Parlamento.

Hace cuatro semanas, el presidente cesó al gobierno de Carlos Correia (Paigc) y argumentó que «la solución es la composición de un gobierno que refleje los sentimientos de la mayoría de las personas, representadas en el Parlamento, y se le permita gobernar en condiciones».

La crisis en Guinea Bissau comenzó el 12 de agosto de 2015, cuando Vaz dimitió como primer ministro a Domingos Simoes Pereira (presidente del Paigc), al argumentar incompatibilidades personales y falta de confianza.