Consejo de Seguridad ONU analiza crisis en Burundi

0
281

Burundi 2El Consejo de Seguridad de Naciones Unidas abordó a puertas cerradas la tensa situación en Burundi, donde violentos enfrentamientos marcan desde hace casi dos semanas las protestas opositoras contra la reelección del presidente Pierre Nkurunziza.

Según la organización, el enviado especial del Secretario General para el pequeño país africano, Said Djinnit, reportó desde la capital, Bujumbura, la situación imperante.

Djinnit informó vía teleconferencia al órgano de 15 miembros, presidido este mes por Lituania, que continúa sus esfuerzos para bajar las tensiones y evitar nuevos brotes de violencia, como los que la víspera dejaron al menos cuatro muertos.

Tras el anuncio de la candidatura de Nkurunziza para un tercer mandato de cara a los comicios de junio, estallaron manifestaciones, bajo los argumentos de que la Constitución solo admite dos gestiones y los acuerdos de paz de Arusha.

El enviado de la ONU para Burundi señaló que las conversaciones realizadas ayer entre representantes gubernamentales, de partidos políticos y grupos religiosos, permitieron hoy la firma de una declaración conjunta, que condena la violencia, pide enjuiciar a los responsables de atizarla y llama a la calma.

Similar reclamo fue lanzado la víspera por Djinnit, quien convocó a la cordura a los protestantes y las fuerzas de seguridad, además de ratificar el compromiso de Naciones Unidas con la paz y la estabilidad internas.

Por su parte, la Oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados advirtió este viernes que la violencia pre-electoral en Burundi es responsable de la huida hacia países vecinos de más de 50 mil personas.

Los desplazados se ubican mayormente en Ruanda, Tanzania y la República Popular del Congo, precisó.