Combates en ciudad libia de Bengasi causan decenas de muertos

0
528

BenghaziLa continuación de combates en la ciudad oriental libia de Bengasi entre milicias islamistas y grupos opositores causaron la muerte hoy a casi 20 personas, según los primeros reportes de fuentes médicas.

Informantes de fuentes médicas en Bengasi, ciudad por cuyo control pugnan hace días la milicias Ansar Al Charia (Guardianes de la Ley Islámica) y el autodenominado Ejército Nacional Libio (ENL), dijeron que la mayoría de los muertos son militares y civiles que combatían del lado de las tropas.

Los fieros combates en esa ciudad, de la cual salieron los grupos armados que pidieron la agresión armada que derrocó en 2011 al Gobierno liderado por Muamar Gadafi, comenzaron el miércoles cuando el jefe del ENL, el exgeneral Jalifa Haftar, anunció una ofensiva y se reanudan de forman sistemática.

El ENL cuenta con el apoyo del frágil Ejército libio y de unidades de la Marina y de la Fuerza Aérea que se le sumaron desde mayo pasado cuando Haftar juró liberar a su país de lo que llamó «escoria islamista».

En un hecho separado, el canciller egipcio, Sami Chukri, desmintió hoy en un comunicado versiones de agencias noticiosas transnacionales según las cuales aviones de la Fuerza Aérea de su país bombardearon días atrás bases de Ansar Al Charia en Bengasi.

Esperamos que la comunidad internacional apoye al Gobierno y al parlamento legal, porque ésta legitimación puede ayudar a Libia a salir de la crisis que atraviesa, aseveró el titular.

La víspera, el portavoz presidencial, Alaa Youssef, emitió un desmentido similar y semanas atrás el mandatario egipcio, Abdel Fattah El Sisi, aseguró que su país «no se dejará arrastrar al conflicto interno libio».

Chukri afirmó que las autoridades electas «representan la voluntad del pueblo libio y esto tiene que ser respetado», en alusión a los comicios legislativos de junio último, ganado por agrupaciones laicas en detrimento de los candidatos de la Hermandad Musulmana.

A pesar de que los resultados de las elecciones fueron avalados por la ONU, los candidatos islamistas expulsaron de Trípoli a las fuerzas de Haftar e instalaron un Gobierno y un parlamento paralelos.

La situación obligó al parlameno electo y al gabinete provisional del primer ministro Abdallah Al Thinni a refugiarse en un hotel de la ciudad oriental de Tobruk.

El pasado 6 de octubre Al Thinni visitó El Cairo, donde se entrevistó con su homólogo Ibrahim Mahlab, y con el presidente El Sisi y concluyó un acuerdo para el entrenamiento en tácticas antiterroristas de militares libios por el Ejército egipcio.

La caótica situación libia es causa de aprensión para el Gobierno egipcio, enfrentado a una ola de ataques armados y atentados terroristas por grupos de orientación islamista.

El Gobierno egipcio teme que esas milicias se vean tentados a apoyar a los grupos de la misma sensibilidad ideológica que operan en la península de Sinaí y desde diciembre pasado expandieron sus operaciones a El Cairo, la capital egipcia, y otras ciudades importantes.