Cirenaica anuncia el fracaso de las negociaciones con Trípoli para reabrir los puertos petroleros

0
429

Libyens portent le drapeau d'Al-QaïdaEl líder de los separatistas de la región oriental de Libia conocida como Cirenaica, Ibrahim Jathran, ha anunciado este domingo que no tiene intención de ordenar a las milicias bajo su mando que pongan fin al bloqueo al que están sometidos los puertos petroleros de la región.

   El pasado martes el autoproclamado gobierno de Cirenaica anunció su disposición a acabar con el bloqueo si el Gobierno central de Trípoli accedía a entregar una parte de los beneficios de la exportación de crudo, estimada en unos 600.000 barriles diarios, y se comprometía a investigar las acusaciones de corrupción en torno al negocio petrolero.

«No hemos conseguido un acuerdo con estas condiciones con este Gobierno» de Trípoli, ha señalado Jathran en declaraciones a la prensa desde la sede del gobierno autónomo en la ciudad de Ajdabiya. «Por consiguiente, no vamos a reabrir los puertos a este Gobierno corrupto» ha añadido.

Los independentistas controlan los puertos de Ras Lanuf, Es-Sider y Zueitina desde hace tres meses como medida de presión para lograr una mayor autonomía.

Además hay varios campos de extracción de crudo paralizados por las huelgas de los trabajadores, lo que ha interrumpido el flujo de las exportaciones de crudo, principal ingreso del Estado libio.

Desde Trípoli aún no se ha reaccionado a las declaraciones de Jathran, pero hasta ahora se ha negado a reconocer al gobierno de Cirenaica y ha amenazado con atacar cualquier petrolero que salga de los puertos del este para exportar crudo en nombre de los independentistas.