Argelinos piden la salida del actual Gabinete

0
94

Cientos de estudiantes y pobladores argelinos movilizados por vigésimo quinto martes consecutivo en esta capital demandaron la salida del actual Gabinete y transformaciones en el sistema sociopolítico.

Al calor de temperaturas de más de 40 grados centígrados, lo más notable en la marcha en el centro de la ciudad fue precisamente la presencia de personas de diversos sectores sociales, junto a educandos, apuntaron fuentes periodísticas.

Como en ocasiones anteriores, los manifestantes, quienes pidieron a los jueces que se incorporen a las marchas, se pronunciaron por la necesidad de imponer un ‘estatuto civil y no militar’, y reafirmaron que ‘no queremos un nuevo poder militar’.

Esta movilización precede a la Primera Conferencia Nacional de Estudiantes, que se efectuará en esta capital el próximo sábado con el propósito de presentar propuestas políticas para salir de la actual crisis política y social, refirió el Comité organizador de ese foro.

Según fuentes estudiantiles, en una hoja de ruta presentada por el gremio estudiantil, diversos actores apoyan mayoritariamente la instauración de un Gobierno civil, sin que se incluya al presidente interino Abdelkader Bensalah.

Aún sin resultados concretos, en Argelia fue conformada recientemente la Comisión Nacional de Mediación y Diálogo, que intenta negociar con el ejecutivo interino la normalización de la situación política y social en este estado.

Por otro lado, personalidades y actores políticos rechazaron apoyar esa Comisión, al alegar que el Gobierno debe cumplir primero condiciones como abandono del poder y la instauración de una nueva administración.

También exigen, entre otras peticiones, el cese de la represión de las fuerzas de seguridad contra los inconformes, y la liberación de todos los presos políticos y manifestantes detenidos.

A inicios de este año, la situación en Argelia empeoró tras el anuncio del entonces presidente del país, Abdelaziz Bouteflika, de celebrar comicios presidenciales y postularse para un quinto mandato.

Sin embargo, las multiplicadas protestas y la presión popular en calles y plazas a partir de ese momento obligaron al exgobernante a renunciar a su cargo el 2 de abril pasado y a la designación de un presidente interino y un primer ministro.