Annan alerta de que la falta de perspectivas arrastra a jóvenes al yihadismo

0
204

kofi-annan-mscEl ex secretario general de la ONU Kofi Annan alertó hoy de que la falta de perspectivas de los jóvenes en África está arrastrando a muchos a las manos de grupos rebeldes y terroristas como Boko Haram o Al Shabab.

Annan realizó estas declaraciones al intervenir en la Conferencia de Seguridad de Múnich (MSC), el denominado “Davos de la Defensa”, que arrancó el viernes y concluye hoy, con el conflicto en y en torno a Siria como tema principal.

“Si esta gente no puede encontrar trabajo y no cree en el futuro se verá tentada por grupos rebeldes de todo tipo, así como por la delincuencia y la migración”, aseguró.

El predecesor en la ONU de Ban Ki-moon advirtió de las “grandes bolsas de jóvenes desempleados sin perspectivas” en África y subrayó que no es casualidad que las insurgencias y los grupos terroristas nazcan en las áreas más pobres de estados débiles.

Para Annan es alarmante los grupos terroristas que del oeste del continente hasta el extremo más oriental, de Mauritania a Somalia, están “agitando la bandera de la yihad” y están trabando relaciones entre ellos y con Estado Islámico (EI).

Además, apunto que Boko Haram mató el año pasado a más gente que el denostado EI al que combate una coalición internacional en Siria e Irak y que ha perpetrado sonoros atentados en los últimos meses, de París a Bamako, del Sinai a San Bernandino.

La respuesta a este reto para la seguridad y el desarrollo de África es en primer lugar económico, a juicio de Annan, que consideró que “el mayor desafío es crear suficientes puestos de trabajo” para los once millones de jóvenes del continente que se suman cada año al mercado laboral.

“Los gobiernos deben poner a los jóvenes en el centro de sus políticas. La juventud es el futuro. Deberíamos invertir en los jóvenes y aprovechar su talento”, aseguró.

El ex secretario general de la ONU tacho de “contraproductivo” un enfoque “meramente militar” de este problema y apostó por un programa que fomente el “desarrollo inclusivo”, así como la promoción del Estado de Derecho y el respeto a los derechos humanos.

El crecimiento económico de África de los últimos años, agregó, ha sido notable y ha sacado a mucha gente de la extrema pobreza, pero ha sido desigual, demasiado centrado en la exportación de materias primas e insuficiente para las necesidades de su población.

Además, muchos países en África sufren fuerzas de seguridad abusivas, elites extractivas que se perpetúan en el poder y serios problemas de corrupción.

La MSC se centra en su 52 edición en Siria y las tres vertientes de su crisis -guerra civil, catástrofe humanitaria y Estado Islámico- aunque también pretende analizar otros asuntos como el conflicto en el este de Ucrania, la situación de China, la amenaza del terrorismo yihadista global y las diferencias entre Rusia y la OTAN.

En Múnich están presentes, entre una treintena de jefes de Estado y Gobierno y 70 ministros, el secretario de Estado de EE. UU., John Kerry, el presidente ucraniano, Petró Poroshenko, el ministro de Exteriores iraní, Mohammad Javad Zarif y el primer ministro ruso, Dimitri Medvedev.