Ahmed promete pronta solución a conflictos entre regiones de Etiopía

0
278
El primer ministro de Etiopía, Abiy Ahmed, prometió encontrar una pronta solución para la situación en la región somalí del país, donde los enfrentamientos de bese étnica causaron miles de desplazados.

Las declaraciones de Ahmed se produjeron en el contexto de un periplo que realizó por esos territorios, su primer viaje fuera de la capital desde que asumió el cargo de jefe de Gobierno oficialmente el lunes pasado.

Así, el premier llegó a Jijiga, la capital de la región somalí, en un intento por resolver los problemas allí presentes.

‘Esta ha sido una tragedia que nunca debió haber tenido lugar’, refirió el primer ministro, en palabras reseñadas por la prensa nacional.

La violencia a lo largo de la frontera de las provincias de Somalia y Oromia de esta nación del Cuerno de África estalló por primera vez en septiembre del año pasado, y ambas regiones culpan a la otra por los disturbios.

Desde septiembre, los funcionarios oromos denuncian reiteradamente las incursiones de una fuerza paramilitar de la región de Somalia como causas de la violencia.

En tanto, el territorio somalí niega esas afirmaciones y dice que sus residentes son injustamente atacados.

En ese contexto, el área está plagada de enfrentamientos esporádicos durante décadas; un referéndum celebrado en 2004 para determinar el estado de los asentamientos en disputa no logró aliviar las tensiones.

La coalición gobernante, Frente Democrático Revolucionario del Pueblo Etíope, escogió a Ahmed para reemplazar a Hailemariam Desalegn, quien renunció para allanar el camino para las reformas en Etiopía, el segundo estado más poblado de África.

Después de prestar juramento, el político, procedente de la región de Oromia, adoptó un tono conciliatorio y abordó la necesidad de la unidad étnica.

De momento, aunque prevalecen las expectativas, muchos expertos y la opinión pública en general se muestran confiados de que la nueva gestión de Ahmed traiga paz, estabilidad y prosperidad para el país.