África será una confederación antes de 40 años, según la UA

0
381

Nokosazana Dlamini ZumaLa presidenta de la comisión de la Unión Africana (UA), Nkosazana Dlamini Zuma, vaticinó hoy la constitución de una confederación de estados africanos y su unión monetaria antes de 40 años. Zuma expuso su visión sobre el futuro político y económico del continente africano durante el retiro de ministros de Exteriores celebrado este fin de semana en Bahir Dar, en el noroeste de Etiopía.

A través de un hipotético correo electrónico dirigido a su «querido amigo»Kwame Nkrumah, el ya fallecido padre de la independencia de Ghana y uno de los fundadores de la Unión Africana, Zuma repasó los principales retos de la organización con el horizonte puesto en 2063. Para ese año, en que se fecha la supuesta misiva electrónica y cuando se celebrará el centenario de la institución, nacida en 1963 como Organización de la Unidad Africana (OUA), Zuma cree que ya se habrá constituido la Confederación de Estados de África (CAS).

«Quién iba a pensar que el sueño de Kwame Nkrumah y sus sucesores, cuando llamaron en 1963 a los africanos a unirse o perecer, se convertiría en realidad un día», expresó la mandataria. Zuma reconoció que, si bien con frecuencia ha «irritado» a los africanos que los extranjeros hablen de «África como un país», existe una tendencia global hacia la constitución de «bloques regionales».

«La integración y la unidad es la única forma que tiene África de aprovechar su ventaja competitiva», manifestó. Si África hubiera sido un país en 2006, habría sido la décima economía mundial, subrayó. «Sin embargo, en lugar de actuar como un país que cuenta con prácticamente todos los recursos naturales del mundo (tierra, océanos, minerales, energía) y más de mil millones de personas, actuamos como 55 pequeños y fragmentados países», lamentó.

Según Zuma, en la actualidad «los países más grandes y que deberían haber sido las locomotoras de la integración africana» no han podido desempeñar esta función, mientras el continente confía su economía a los países «donantes». La mandataria considera que a partir de ahora es necesario iniciar un debate sobre la forma política que el continente debe adoptar, la de una confederación en su opinión.

La futura organización supranacional será una realidad en 2051, según sus pronósticos, y se conocerá como Confederación de Estados de África. La unión política irá precedida de una integración económica en una eventual Comunidad Económica de África desde 2034. Esta nueva organización estará llamada a favorecer el crecimiento de los mercados africanos, el control sobre los recursos naturales y la libre circulación de las personas.

La armonización de las cualificaciones educativas y profesionales y la creación de una universidad panafricana son otras de las consecuencias de una creciente integración, facilitada también por el aumento de la edad media de la población. El mercado africano será para entonces «la tercera mayor economía del mundo», liderando sectores como la minería, las finanzas, la agroalimentación, el turismo, el farmacéutico o la moda, pronosticó.

El apodado como «continente sin esperanza» se comprometerá al cese de la utilización de lar armas en 2020, aseguró Zuma. Hacia estos compromisos avanza la denominada «Agenda 2063», presentada con el objetivo de «galvanizar y unir en la acción a todos los africanos en torno a la visión común de una África pacífica, integrada y próspera», explicó.